Libre Pensamiento Cristiano

Conectarse

Recuperar mi contraseña

ME GUSTA
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 251 el Mar Sep 16, 2014 1:53 am.
Colabora Haciendo Clic Aqui
Contador De Visitas LPC
contador de visitas

como agregar un contador de visitas a mi pagina web
hasta ahora no

El Jesús pobre que nunca existió.

Página 2 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por isabelion el Jue Ene 06, 2011 12:31 am

Gracias apologeta, al menos en está oportunidad, te siento más tranquilo, en cuanto a lo del pesebre es fácil de ver hasta HOY en día, en donde niños han nacido en aviones y no son pilotos, y niños que han nacido en barcos, y no son piratas, niño que han nacido en guerras sin tomar parte de ella. En fin fue un hecho, no una declaración de pobreza y fue muy lindo el hecho de encontrar al menos abrigo en un pesebre, en donde encontro calor y quizás leche gratis.

Shalom, isabelión.

isabelion
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 529
Fecha de inscripción : 14/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Invitado el Jue Ene 06, 2011 1:05 am

Ja ja. Lo de la leche gratis está muy bueno.

Yo nací en un hospital y no soy médico, je je.

San Francisco de Asís era hijo de ricos y también nació en un establo. Le pasó como a Jesús.
«Pues conocéis la generosidad de nuestro Señor Jesucristo, el cual, siendo rico, por vosotros se hizo pobre a fin de que os enriquecierais con su pobreza». (2 Corintios 8,9)

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Invitado el Jue Ene 06, 2011 4:42 am

Jaja

No es por molestarte, Isabelión, pero tu contumacia
sembrada por tus enseñadores, ya vez que ha sido
echada por tierra...

Porque NADA es posible contra la Verdad,
sino POR la VERDAD.

(Mejor hubieras callado, porque tus 11 años de filología hebrea, hacen sonrojar ajenamente cuando se demuestran inoficiosos)


MiguEl, Guerrero de la LUZ
Hijo del Trueno (Boanerges)

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por isabelion el Jue Ene 06, 2011 2:59 pm

Como el asunto es mostrar y que ustedes mismos saquen sus propias conclusiones, no me gusta para nada desear o pensar que todos debemos ser igualitos, D*os nos hizó libres y con pensamientos diversos y por lo tanto, no somos un clon, y por eso soy muy respetuosa del pensamiento de los demás, porque en cada uno de nosotros habita D*os y en cada uno de nosotros existe certeza a veces pequeña con el grano de mostaza, otras veces inmensas comos los árboles que se destaca en el libro del PRINCIPITO. Daremos algunos datos sobre las viudas, que al parecer muchos no manejan, y que eran consideradas muchas de ellas, entre los pobres de Yavé y esto hace ver o muestra que la lucha por fomentar el amor entre los hombres, tiene mucho tiempo, en el templo se colocaban unas cajas para ofrendas y una de ellas era para las viudas, si esa caja se hubiese administrado bien, o si los ciudadanos, de verdad hubiesen tomado en serio las viudas, estas no serían llamadas entre los pobres de Yavé. Esto es para explicar que a María jamás se le utilizó este término, jamás entre los escritos del Segundo Testamento, se le trata como pobre, es más ella es esclava del Señor según el cántico del Magnificat, pero en en las bodad de Canaá, se le invita, y se ve que se le tiene un trato preferencial.


Shalom, isabelión.


Última edición por isabelion el Jue Ene 06, 2011 9:53 pm, editado 1 vez

isabelion
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 529
Fecha de inscripción : 14/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Sola Escritura el Jue Ene 06, 2011 4:10 pm

Escribí esta respuesta ayer, pero por alguna razón no salio publicada. Por eso la presento aunque sea un poco tarde.
y mi amigo: solo escritura, lo siento algo molesto y no debe ser asi, es un trabajo objetivo, soy muy seria en lo que realizó y discuto, y soy también capaz de reconocer mis errores, porque también los tengo, pero en este caso particular, no tengan miedo, no puede cambiar su fé el hecho de que Jesús nunca fue pobre
No, amada. Te he dado una impresion equivocada. Mas bien es todo lo contrario. Me encantó el tema que planteaste y quise saber tus argumentos... pero la verdad es que me decepcionaron un poco y por eso insistí a ver si tenias otros.

Permiteme extenderme un poco mas:
La Lógica es una ciencia que resulta imprescindible para una buena hermeneutica. La logica tiene sus reglas y principios, asi como la medicina o la economia. No tenemos que ser expertos en logica pero al menos debemos conocer sus fundamentos. Te presento dos ejemplos:
-El presidente del Perú debe ser peruano. Alan Garcia es presidente del Perú. Si estos dos argumentos son ciertos, entonces podemos afirmar que: Alan Garcia es peruano. Podemos asegurarlos categóricamente, sin lugar a dudas . A esto se le llama un argumento deductivo. Por otra parte:

-Todos los presidentes del Perú han sido hombres. El pueblo peruano nunca ha elegido a una mujer como presidente. Si estos dos argumentos son ciertos podemos afirmar que: El próximo presidente del Perú será un hombre. Esto puede ser una verdad, pero también puede no serlo. A esto se le llama un argumento inductivo y esta sujeto a probabilidades. Cuando la probabilidad es alta, se le llama fuerte y si son bajas, se le llama débil. Por ejemplo, si yo hiciera este ejercicio para Irán, probablemente sea inductivo fuerte. Si lo hubiera hecho a principios del año pasado para Brasil, hubiera sido un argumento inductivo débil.

Tus argumentos en este tema son inductivos. Particularmente me los hallo débiles pero talvez esté equivocado en mi percepción. Pero sean fuertes o débiles no podemos fundamentar nuestra fe en argumentos inductivos. Nuestra fe esta basada en absolutos y asi de firme debe mantenerse.

Sola Escritura
moderador
moderador

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 1651
Fecha de inscripción : 07/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por isabelion el Jue Ene 06, 2011 4:33 pm

Gracias, por la clase de Lógica, y si tienes razón, aunque precisamente estaba tratando en lo posible de suavizar el tema. Pero, tienes toda la razón, el pan con queso de lo contrario, puro pan.

Shalom, isabelión.

isabelion
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 529
Fecha de inscripción : 14/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Sola Escritura el Jue Ene 06, 2011 5:11 pm

Gracias, por la clase de Lógica
Ja,ja! Este "profesor" en verdad no hace mucho tiempo que descubrió la importancia de la Lógica en la Hermeneutica Biblica. Desde entonces me he sentido liberado de tantas "verdades" que les han enseñado a uno las denominaciones, como bien dijiste anteriormente.

Sola Escritura
moderador
moderador

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 1651
Fecha de inscripción : 07/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Invitado el Jue Ene 06, 2011 5:39 pm

Entonces, ¿hay argumentos fuertes para pensar que Jesús no era pobre? Dice la Biblia algo de que Jesús no era pobre ¿o es sólo especulación? La Tradición tampoco dice que Jesús no fuera pobre, de hecho dice que sí lo fue; pero hay que tener presente que ser pobre no es malo y que tampoco hay que confundir pobreza con miseria. Hijo de un carpintero, luego Rabí, pero ¿rico? Nunca se ha dicho nada igual en 2000 años de historia. ¿Quién querrá y por qué sembrar esa mentalidad actualmente?


Última edición por Waldemar el Jue Ene 06, 2011 10:02 pm, editado 1 vez

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Misael el Jue Ene 06, 2011 8:54 pm

No creo que sea la intencion de Isa decir que Jesus era rico,
sino que no era pobre de solemnidad.

Ojito a interpretar segun las propias conveniencias.
Era Jesús proletario? O era capitalista, ya que su padre
tenia una carpinteria?

El problema que tenemos los humanos es que el dedo señala
las estrellas y nosotros miramos al dedo. Pues el mensaje del
evangelio no es un mensaje economico, sino de salvacion.
Muchos ricos ha habido en el AT, amigos de DIOS, otros pobres,
la cuestion economica ni acerca ni separa de DIOS, sino un
corazón humilde.

Pobres hay que quieren darle envidia a su vecino porque cena
sardinas y ricos que con sus grandes fortunas ayudan a cientos
de personas (aunque son los menos).

Aunque no sea el tema, miremos a Epulon y a Zaqueo. Ambos
ricos, pero uno cerrado a la salvacion y el otro no. Como los dos
ladrones.

En cuanto a cargar la cruz, que alguien ha comentado, no significa
tener que ser pobre. La cruz puede ser la pobreza, pero tambien
una infidelidad, o una enfermedad, o la misma riqueza, sí, la misma
riqueza. Cargar la cruz es seguir adelante con lo que te toca, porque lo que te toca, resulta que Dios te lo envía o lo permite,
aunque yo creo que mas bien te lo envía. Como a JESUS la Pasion.

Como no quiero entrar en un debate economico sobre los
bienes economicos de JESUS, ya que el mensaje evangelico no
habla de eso, recordaros que siempre habrá quien piense de
una manera y quien de otra. Pues dinero para alquilar el burro,
hubo, o comprarlo. Para vivir en Egipto hasta la muerte de Herodes.
O bien podria haber sido todo providencia, como cuando los
israelitas salieron de Egipto, que pidieron a sus vecinos y salieron
cargados de bienes.

Santos del AT con bienes o fortunas: ABRAHAM, ISAAC, JACOB,
JOB, DAVID, SALOMON, EZEQUIAS.

Promesas para los ultimos tiempos a los judios:
Jer 33, Cuando oigan hablar de toda la paz y la prosperidad
que voy a darte, temblaran de espanto...

Como dicen los catolico-romanos: a quien Dios se la dé,
San Pedro se la bendiga.

sds



Misael
Senior Member
Senior Member

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 3428
Fecha de inscripción : 08/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por isabelion el Jue Ene 06, 2011 9:46 pm

Gracias Misael, es cierto jamás he dicho o he escrito sobre un Jesús capitalista, libreme D*os de decir o insinuar semejante barbaridad, pero pobre nunca fué, eso si es verdad y una realidad, pero vamos a los textos, ya utilizados en las universidades Bíblicas:

En cuanto a la viuda, no tenía el menor derecho a la herencia, contrariamente a las leyes babilónicas y a las costumbres de Nuzu, que estipulan que la viuda tiene una parte, o por lo menos que conserva lo que aportó al matrimonio y los dones que le haya hecho su marido....Página 93 Sociología del período Bíblico I, Antiguo Testamento. Universidad Bíblica Latinomaricana. San José, Costa Rica. 2006.

El asunto es que María queda viuda, y a cargo de la herencia familiar, queda el mayor (Jesús), y sólo en el caso de que María tuviese Padres vivos, podría ella ir a vivir con ellos, porque inclusive hasta el derecho de la casa se pierde, si no tiene hijos que cuiden de ella. Los hermanos o la familia de José, tenian légitimo derecho a quedarse con todo.
Shalom, isabelión.

isabelion
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 529
Fecha de inscripción : 14/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Invitado el Vie Ene 07, 2011 1:57 pm

klap ¡¡Excelente aporte!!
Bien, apologeta; tema bien fundamentado y con bríos.

@apologeta escribió: Down Down Down

Solamente una mente carnal infectada por la codicia de las riquezas de este mundo, y con un corazón nauseabundo que se ha alimentado de doctrinas que descienden del mismo infierno, en un desprecio absoluto por lo que la Palabra de Dios afirma respecto al ministerio terrenal del Señor Jesucristo, podría sostener tal barbaridad e incongruencia con lo que la Biblia dice.

Tanto han manipulado la mentira y el engaño, que finalmente Dios los entrega a sus propias concupiscencias para que crean sus propias mentiras.
Jn. 8:44 "Vosotros sois de vuestro padre el diablo, y los deseos de vuestro padre queréis hacer. El ha sido homicida desde el principio, y no ha permanecido en la verdad, porque no hay verdad en él. Cuando habla mentira, de suyo habla; porque es mentiroso, y padre de mentira".
2Ts. 2:11 "Por esto Dios les envía un poder engañoso, para que crean la mentira".

Debido a que el Señor conoce mejor que nadie el corazón del hombre y el origen de las riquezas terrenales, dice Dios en Su Palabra: Mt. 6:21 "Porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón". Stgo.5: 1-3 "¡Vamos ahora, ricos! Llorad y aullad por las miserias que os vendrán. Vuestras riquezas están podridas, y vuestras ropas están comidas de polilla. Vuestro oro y plata están enmohecidos; y su moho testificará contra vosotros, y devorará del todo vuestras carnes como fuego. Habéis acumulado tesoros para los días postreros".

Por este motivo el Señor nos manda a no enredarnos con las riquezas de este mundo, Mt. 6:19 y 24 "No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el orín corrompen, y donde ladrones minan y hurtan; sino haceos tesoros en el cielo. Ninguno puede servir a dos señores; porque o aborrecerá al uno y amará al otro, o estimará al uno y menospreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas".

Todas las promesas que ha hecho a la iglesia son bendiciones espirituales con recompensas celestiales. No existen ofertas de prosperidad terrenal para el cristiano, muy por el contrario, nos ha dicho que todo aquel que le siga debe tomar su cruz diariamente.

La Biblia nos dice respecto al ministerio del Señor, de "lo que Él comenzó a hacer y enseñar" (Hch.1:1). Indudablemente que no podría enseñar contra las riquezas de este mundo, y al mismo tiempo poseerlas. Hubiera sido un mal maestro, como muchos de nuestros días que predican ese "otro evangelio", el de la prosperidad, que con mayor justicia debería ser llamado el evangelio de la codicia.

La Santa Palabra de Dios nos relata cómo el Señor se despojó de Su gloria externa y de todo aquello que legítimamente le pertenecía, para venir a buscar lo que se había perdido. Siendo rico se hizo pobre. Cuando Dios se manifestó en carne no escogió el palacio de un rey para vivir, sino el modesto hogar de un carpintero.

2Cor. 8:9 "Porque ya conocéis la gracia de nuestro Señor Jesucristo, que por amor a vosotros se hizo pobre, siendo rico, para que vosotros con su pobreza fueseis enriquecidos".

Las Sagradas Escrituras nos dicen que el Señor Jesucristo se hizo pobre, sin embargo los engañadores que utilizan Su Santo nombre para llenarse sus bolsillos, ahora nos quieren convencer que Jesús era rico, para pretender justificar los bienes materiales que han obtenido de esa forma inmoral.

Que estos estafadores digan esas barbaridades para obtener sus beneficios materiales, puede hasta ser entendible. Pero que lo crean aquellos que están siendo despojados de su dinero, resulta realmente incomprensible.

Solamente pueden ser discípulos de ese evangelio de la codicia aquellos que no quieren tomar su cruz para seguir al Señor, y se conforman adormeciendo sus conciencias con el dinero que entregan a esa clase de "pastores".

En el evangelio de Juan capítulo 6 nos relata la Palabra de Dios la comida que Jesús proveyó para cinco mil hombres, sin contar a las mujeres y los niños, con los cuales el total podría ser fácilmente más de 20 mil personas.

El Señor, para probar a sus discípulos, les dice que ellos le provean de comida a esa multitud, a lo cual confundidos le responden: Jn. 6:7 "Felipe le respondió: Doscientos denarios de pan no bastarían para que cada uno de ellos tomase un poco".

Un denario era el salario de un día de un trabajador, por lo tanto equivalía al trabajo de un día de 200 personas, cantidad que ellos consideraban inalcanzable para sus recursos. Hubiera sido una hipocresía enorme, como la que cometen muchos "siervos" del día de hoy que teniendo los recursos económicos, no proveyeran para los necesitados.

Es más, los únicos bienes que pudieron llevar al Señor, no era dinero ni algo que ellos poseyeran, sino la provisión de cinco panes y dos pececillos que entregó un niño. Jn. 6:9 "Aquí está un muchacho, que tiene cinco panes de cebada y dos pececillos; mas ¿qué es esto para tantos?".

¿Nos quieren convencer los mercaderes de la fe de nuestros días, que los discípulos del Señor eran ricos y que no quisieron gastar los doscientos denarios, prefiriendo despojar a un niño de su comida?

Ese raciocinio corrompido y desvergonzado está bien para aquellos que están acostumbrados a despojar a la viuda y al pobre de lo poco que poseen, pero que JAMÁS el Señor hubiera aprobado, especialmente si hubieran manejado grandes sumas de dinero como enseñan los embaucadores de hoy.

En el evangelio de Mateo capítulo 17 nos relata cuando los recolectores del tributo de la cuota ANUAL de dos dracmas para el templo, que debían pagar todos los mayores de veinte años, le piden ese dinero a los discípulos de Jesús; nuevamente se nota que ellos no tenían dinero.

Y aquí me parece necesario aclarar también que ese pago de las dos dracmas que debían hacer una vez al año los judíos para la conservación del templo, de ninguna manera correspondía al diezmo, como mienten mal intencionadamente estos del cartel del comercio de la fe, porque Jesús NUNCA pagó ni cobró el diezmo, ni ninguno de los apóstoles y demás discípulos. Sino que era una disposición que se encontraba en la ley (Ex.30:11-16) y que los sacerdotes la aplicaron para el cuidado del templo de Jerusalén.

El Señor tuvo que ordenar otro milagro para suplir el dinero equivalente a dos días de trabajo. Mt. 17:27 "Sin embargo, para no ofenderles, ve al mar, y echa el anzuelo, y el primer pez que saques, tómalo, y al abrirle la boca, hallarás un estatero; tómalo, y dáselo por mí y por ti".

Cuando en Mt.8: 20 Jesús dice: "Las zorras tienen guaridas, y las aves del cielo nidos; mas el Hijo del Hombre no tiene dónde recostar su cabeza". Los comerciantes de la fe afirman que eso fue así, porque en aquellos tiempos no existan los hoteles cinco estrellas como hoy. Y que si hubieran existido, seguramente que el Señor y sus discípulos se hubieran hospedado allí, como lo hacen ellos.

Todo este planteamiento falso y profano que hacen estos traficantes de almas, puede ser creído y aceptado por los seguidores de ese "otro evangelio", total siempre he considerado que cada iglesia tiene los líderes que se merecen, y cada cual tiene derecho a creer y hacer con su dinero lo que mejor le parece. Pero todas esas irreverencias son contrarias a las enseñanzas de la Palabra de Dios.

Ese Jesús que predican no es el Señor que presenta las Sagradas Escrituras. Si ellos pudieran colocar todos sus bienes y riquezas que poseen en una sola bolsa como hacía Judas, creo que recién podrían compararse a ese ladrón y traidor.


Excelente aporte.

Está en el Espíritu de Mi Señor Jesús
¡Gloria al que vive por los siglos!
Amén


MiguEl, Guerrero de la LUZ

Hijo del Trueno (Boanaerges)



Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por isabelion el Vie Ene 07, 2011 4:10 pm

Entonces como ven la situación de las viudas era preocupante, porque después de dedicar su vida a cuidar de un hogar, quedaban en la calle, si no tenían hijos y si el esposo no le había dejado algo a ella, muy en claro. Ahora seguimos con la profesión de Jesús y esto se encuentra muy vinculado con las tribus, y explico, cada tribu, se le fue asignado un oficio, en donde debían colocar todas sus habilidades, y esto también servía para identificarse entre sí, e imagino intercambiar comercialmente, ya que al hacer y tener diferentes necesidades, debían entre sí comercializar. Jesús era un artesano, un oficio muy respetado, y muy bien pagado y al parecer Jesús era el único en su pueblo, al menos que antes de irse hubiese enseñado algún primo o vecino, para hacer frente a su ausencia.

En el libro citado anteriormente, encontramos lo siguiente: En el judaísmo estas agrupaciones obtendrán un estatuto legal, harán reglamentos que protejan a sus miembros, tendrán a veces sus propios lugares de oración: se habla de la sinagoga de los Tejedores de Jerusalem. El influjo de las organizaciones profesionales del mundo grecoromano debió acelerar está evolución, pero los textos que hemos citado y los paralelos más antiguos de Mesopotomia indican que las corporaciones tienen origen más remoto. Estas agrupaciones se fundaban también en la tradición, pues las profesiones eran generalmente hereditarias.

Páginas 120 y 121.


Shalom, isabelión.

isabelion
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 529
Fecha de inscripción : 14/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Invitado el Vie Ene 07, 2011 5:37 pm

En cuanto a sus finanzas...


Mi Señor Jesús... era pobre
Los Apóstoles... eran pobres
José... era un carpitero humilde
Pablo... no pudo comprar una casa.

Eran pobres... y al que tenía dinero mi
Señor le decía:


Mateo 13
44 El reino de los cielos es semejante a un tesoro escondido en un campo, el cual un hombre halla, y lo esconde de nuevo; y gozoso por ello va y vende todo lo que tiene, y compra aquel campo.

Donde...
comprar aquel campo, equivale a deshacerse de todas las pertenencias, y ganar la Vida Eterna, el reino de los Cielos.

Sigue leyendo:

El rico que quiso seguir a Jesús...


Marcos 10

20 El entonces, respondiendo, le dijo: Maestro, todo esto lo he guardado desde mi juventud.

21 Entonces Jesús, mirándole, le amó, y le dijo: Una cosa te falta: anda, vende todo lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven, sígueme, tomando tu cruz.

22 Pero él, afligido por esta palabra, se fue triste, porque tenía muchas posesiones.



Pregunta a la contumacia:

¿Con qué moral Jesús, si hubiese sido rico, hubiera mandado a este hombre a deshacerse de sus riquezas, mientras Él (Jesús) seguía con las propias?

El orgullo, es malo, la soberbia... peor.

Lo enseñadores judíos son PÉSIMOS,no tienen la VERDAD, y PIERDEN a quienes les siguen. Ellos, para recibir Salvación, tendrán que ser salados por FUEGO, excepto el remanente.

¡No endulzo la lengua, sino que hablo VERDAD!

Hijos, recibid Bendiciones de vuestro Padre Celestial.Amén


MiguEl, Guerrero de la LUZ

Hijo del Trueno (Boanerges)


Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por isabelion el Vie Ene 07, 2011 9:09 pm

El orgullo, es malo, la soberbia... peor.

Dad al César lo que es del César.

Shalom, isabelión.


isabelion
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 529
Fecha de inscripción : 14/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Misael el Vie Ene 07, 2011 10:18 pm

que carnales sois!

pues el mensaje de Jesús nada tiene que ver con la pobreza
economica, sino con la pobreza de espiritu, estar desapegado,
os suena?

hay que estar desapegado hasta de la pobreza, San Agustin decia
que del vestido raido le puede venir al que lo lleva soberbia,
fijate!

si Dios te hizo nacer en una cuna rica, aun cuando luego lo
dejes todo, no por ello no naciste rico.

que ceguera!

los judios esperaban un Mesias Poderoso, y fueron defraudados!
ahora creeis que el Mesias, o la Iglesia, deba ser pobre,
y tambien defraudados quedais!

No leisteis aquello de que vino Juan y decian que ...
viene el Mesias, y dicen que es comilon...

Ni idea de por donde van los tiros...

Desapego, y cumplir la voluntad de Dios.

Un pobre bien puede estar apegadisimo a su Renault
y un rico desprendido de su Mercedes!

ciegos...

sds


Misael
Senior Member
Senior Member

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 3428
Fecha de inscripción : 08/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Invitado el Vie Ene 07, 2011 11:53 pm

Por sus frutos los conoceréis. Sólo digo eso, pero ni la Biblia ni la Tradición hablan de un Jesús de posición acomodada.

No sé a qué hablar de posiciones sociales y económicas si eso no da nada. Jesús dijo:

«Por eso os digo: No andéis preocupados por vuestra vida, qué comeréis, ni por vuestro cuerpo, con qué os vestiréis. ¿No vale más la vida que el alimento, y el cuerpo más que el vestido? […] Que por todas esas cosas se afanan los gentiles; pues ya sabe vuestro Padre celestial que tenéis necesidad de todo eso. Buscad primero su Reino y su justicia, y todas esas cosas se os darán por añadidura». (Mateo (SBJ) 6,25.32-33)

«¿De qué le sirve al hombre haber ganado el mundo entero, si él mismo se pierde o se arruina?» (Lucas 9,25)

«Jesús le dijo: “Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes y dáselo a los pobres, y tendrás un tesoro en los cielos; luego ven, y sígueme”.» (Mateo 19,21)

«No os amontonéis tesoros en la tierra, donde hay polilla y herrumbre que corroen, y ladrones que socavan y roban. Amontonaos más bien tesoros en el cielo, donde no hay polilla ni herrumbre que corroan, ni ladrones que socaven y roben. Porque donde esté tu tesoro, allí estará también tu corazón». (Mateo 6,19-21)



¿A qué viene tanta preocupación por decir que Jesús no fue pobre? Ya lo dije una vez y lo repito, NO CONFUNDÁIS POBREZA CON MISERIA. No podemos concluir nada por unas simples excavaciones arqueológicas que sólo han revelado que Cafarnaúm era una ciudad donde había comercio. Pero es que en todas las ciudades desarrolladas hay ricos, clase media, pobres, miserables y mendigos. Jesús estaba por encima de todo esto y es su enseñanza. Como dice San pablo: «Siendo rico se hizo pobre a fin de que nos enriqueciéramos con su pobreza» (cf. 2 Cor 8,9) ¿Mentía San pablo al decir esto? ¿Dios le inspiraba mentiras a San Pablo? Creo que hay que profundizar más en el mensaje de Jesús. Leamos las bienaventuranzas de Lucas, no sólo las de Mateo. Lucas habla de riqueza y pobreza material, Jesús también habla de esto cuando dice que es más fácil a un camello pasar por el ojo de una aguja que un rico entre en el Reino de los Cielos.



«Bienaventurados los pobres, porque vuestro es el Reino de Dios. Bienaventurados los que tenéis hambre ahora, porque seréis saciados. Bienaventurados los que lloráis ahora, porque reiréis. […] « Pero ¡ay de vosotros, los ricos!, porque habéis recibido vuestro consuelo. ¡Ay de vosotros, los que ahora estáis hartos!, porque tendréis hambre. ¡Ay de los que reís ahora!, porque tendréis aflicción y llanto». (Lucas 6,20-21.25)



Lucas es claro y habla del presente, del presente de Jesús ese día. No dice pobres de espíritu, dice ‘pobres’, dice ‘los que pasáis hambre ahora’, dice ‘los que lloráis ahora’. Dice ‘los ricos’, dice ‘los que ahora estáis hartos’. No habla metafóricamente ni de manera espiritual, habla directamente de pobreza y riqueza material. Por eso es que invita al joven rico a dejarlo todo, venderlo y repartir el dinero entre los pobres. Esto se ve mejor en la comparación con el ojo de una aguja. Hace muchos años me explicaban que no se refería a una aguja de coser porque estaría diciendo que es imposible para un rico entrar en el reino de los Cielos, se refería, más bien, a esos pasadizos estrechos que son una especie de arcos que terminan en punta que tienen la forma de la punta de una bala de cañón cortada longitudinalmente. Me explicaban que para que los camellos pasasen sin dificultad por allí debían ir vacíos, pero es que los camellos son utilizados como bestias de carga y, para que pudieran pasar por el ojo de la aguja, debían desmontar toda la carga y el camello pasar libre de cargas, vacío; luego volvían a cargarlo ya pasado el ojo de la aguja. Esta imagen muestra lo que Jesús quiso enseñar, que no podemos andar cargados o atados a las cosas de este mundo y que debemos ser desprendidos, pero alguno podrá decir que tiene un Rol Royce pero que está desprendido de él. ¡Mentira! ¿Sabes cuánto cuesta un Rol Royce? Si de veras estás desprendido de todo lo material, véndelo y cómprate un coche barato, de segunda mano, que sirve para lo mismo, si es que te hace falta de verdad un coche, y reparte el dinero sobrante entre los pobres. ¡Desprendido de un Rol Royce, de un Mercedes Benz, de un Audi! Eso no se lo cree nadie. El que es desprendido no le dura nada en la mano, lo da más pa’lante. ¡Pamplinas con el desprendimiento! Ese cuento me lo sé hace décadas. Es sólo para justificar el quedarse con las cosas y no desprenderse de ellas.

El apego a lo material no es patrimonio sólo de los ricos, también el que tiene poco puede estar tan apegado a eso poco tanto o más que un rico.

Jesús vivía en pobreza, no en miseria, y vivía desprendido de todo, o sea, no preocupado por el mañana. Él vivía primero que nadie todas sus enseñanzas ¿o es que queréis decir que era un hipócrita? Con expresiones como éstas de parte de los que se llaman amigos Suyos ¿para qué quiere Él enemigos? No les hacen falta.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Misael el Sáb Ene 08, 2011 1:30 am

El debate se vuelve interesante, pero centremoslo.

No debatimos si hay que ser pobre o rico para seguir a
JESUS, ni nadie dice que no dijo lo que dijo, sobre vender
los bienes, pero precisemos:

en su libro sobre el amor de Dios claramente dice S, FRancisco
de Sales que la caridad debe ordenar las conductas, y que una
regla general bien puede alterarse por caridad en un caso particular,

te imaginas a un rey, o un jeque o un hombre importante de
negocios, que negociara una buena causa, p.ej., comprar
medicinas para enfermos de Africa, yendo a la reunion en la
ONU en un coche de segunda mano? Seguramente le harán más caso si va en un Bentley. Es el mundo. Y estamos en el mundo,
y hay que ser astuto, JESUS recrimina que los hijos de las
tinieblas son mas astutos que los de la luz.

Pero como no es el tema, solo te apunto unas cosas de las
que dices<.

Sobre lo de más facil es que un camello pase, etc,
a mi me convence más esta explicacion, que ves en
este link, pues no puedo copiarla
http://etimologias.dechile.net/Expresiones/?Camello-o-aguja

dice que camello esta mal traducido, y se refiere a la cuerda
gruesa con que se amarran los barcos. Es más facil de
entender, la verdad. Aunque no sé si es cierto. Desconozco
el griego.

Sobre lo de que siendo rico se hizo se pobre, no se refiere
a la posicion economica, sino a que siendo Dios se hizo
hombre- Si aceptaramos tu explicacion estarias tu mismo
reconociendo que nacio rico, y luego se hizo pobre.

Yo no creo que JESUS naciera rico, pero tampoco creo que
fuera pauperrimo. Su padre tenia una carpinteria, segun
la tradicion. Ya es una empresa.

No tenian sitio para ellos en la posada, luego estaban dispuestos
a pagar la estancia.

Esto no desprestigia a JESUS, sino que le situa en su realidad,
la de todo hombre, ya que con nada llegamos y con nada nos
iremos, pues incluso si sus padres tuvieron algunos bienes
economicos, no eran suyos, sino de sus padres.

Francisco de Asis y tantos otros nacieron en familias acaudaladas,
y luego escogieron la pobreza, y eso no les quita nada, más bien
les honra.

En algun comentario catolico he leido que la virgen tuvo una
sirvienta, que la ayudara.

A mí la verdad es que no me preocupa el origen de las
personas, sino su evolucion.Buda nacio siendo hijo de
un emperador, en cambio David fue hijo de un simple
pastor. Jacob fue superrico y Job tambien.

que nos quiere decir JESUS, que quien nace en un pesebre
es más parecido a El?

Pues no.

JESUS habla del corazon, que es donde quiere nacer, en un
corazon pobre y humilde.

Porque no es lo mismo ser pobre que ser humilde, ojito.
Ni mucho menos.

Por otro lado, no entiendo Walde tu preocupacion tan
preocupada por el tema. Parezco más ICAR que tú.
Pues a mí no me preocupan las riquezas de la ICAR,
como la critican, cuando dicen que el Papa gasta tanto
en los viajes por avion, etcetera.

Eso lo decia JUDAS, porque entendia carnalmente las
cosas.

Yo creo que es quedarse en la piel eso de ensalzar el
nacimiento pobre de CRISTO, la cueva, etc. Lo importante
no es la cueva, sino CRISTO, que nacio en ella, como
tampoco es importante la CRUZ, sin CRISTO encima,
como vemos en el caso del mal ladron.

sds



Misael
Senior Member
Senior Member

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 3428
Fecha de inscripción : 08/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Invitado el Sáb Ene 08, 2011 1:46 am

Estoy de acuerdo contigo, Misael. Parece que me entendiste mal, y no escribía siempre pensando en ti, sólo en algún punto, solamente.

Yo mismo dije que no es lo igual pobre que miserable, y no creo que Jesús fuese miserable, que es a lo que tú llamas en tu post paupérrimo. Por eso coincido contigo.

Mi preocupación no va por la línea de la crítica al dinero de la Iglesia. Mi preocupación es porque precibo una mentalidad detrás de todo esto, mentalidad que ni siquiera Isa, que es la autora del tema, se ha dado cuenta y sin querer defiende. Tampoco creo prudente por muchos motivos desenmascarar totalmente el origen de esa mentalidad y sus propósitos; es suficiente y más edificante que se vayan posteando opiniones sobre la pobreza de Jesús y su vida acorde a su predicación como se viene haciendo hasta ahora, lo cual no es preocupante.

Saludos.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Misael el Sáb Ene 08, 2011 2:03 am

a ver que dice Isa...

aunque tampoco soy partidario de ver contubernios judios
por querer investigar.

no creo que si Jesus naciera pobre o rico sea realmente
importante a efectos de la salvacion-

Jesús nacio teniendo madre, siendo arrullado, adorado por
los pastores.

Madre Teresa recogia de los cubos de la basura a bebés que nacieron en peores condiciones que JESUS. Resta eso algo a
CRISTO?

nO.

SDS

Misael
Senior Member
Senior Member

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 3428
Fecha de inscripción : 08/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por isabelion el Sáb Ene 08, 2011 3:06 am

Shalom Waldemar, me duele mucho esa observación que realizas sobre mi persona, pero si te puedo asegurar algo, no deseo jamás ser catòlica como el obispo san Cirilo de Alejandria, que de paso es santo y mando despellejar viva a Hipatia y mucho menos católica como Torquemada, o católica como Hitler. No, de ese tipo de catolicismo me apena y asquea escribir.

isabelion
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 529
Fecha de inscripción : 14/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por ricardo perales el Sáb Ene 08, 2011 3:08 am

Clases sociales en tiempos de Jesús
Distinguimos tres estratos sociales, ricos, clase media y pobres.

Los ricos

a) La corte

El pueblo judío en tiempos de Jesús vivió bajo los auspicios de la familia herodiana. Primero con Herodes el Grande, luego con sus hijos, hubo una corte que rodeaba al príncipe o rey. Esta corte dirigía la vida oficial; incluso en los tiempos de la dominación romana ejercieron las cortes principescas su papel, aunque sólo eran ya pálidos reflejos de su anterior magnificencia.

Los reyes y príncipes solían gozar de un buen número de mujeres, como Herodes el Grande, que tuvo diez. Junto a ellas también disponían de un numeroso harén de concubinas. Vivían también en palacio toda la familia del rey o principie, y eran frecuentemente invitados a palacio todos los amigos y parientes, por muy lejanos que fueran, del monarca.

Estos palacios reales estaban servidos por una basta tropa de guardias, porteros, sirvientes, asistentes de cámara, ministros, cancilleres, guardaespaldas, compañía, músicos y todo un largo etcétera. Ese séquito, evidentemente, no vivía todo él al mismo tren que los dirigentes, pero sí gozaba de una envidiable posición social.

Junto a la corte del soberano había también otras cortes menores, que también se hallaban en palacio, y tenían su propio séquito y su particular servicio.

Los ingresos en impuestos de los monarcas era impresionantes. Sólo así podían hacer frente, y a veces ni así, a los cuantiosos gastos de sus lujos y despilfarros. Herodes Antipas percibía en impuestos de su territorio 200 talentos; Filipo, 100; Arquelao, y es de suponer que luego los procuradores, unos 500; y Salomé en sus territorios, 60. Es decir, que la totalidad del territorio judío podía aportar unos 800 a 1000 talentos. En época de Herodes el Grande, incluso, esta cifra podía ser mayor, porque también pertenecían a su reino las ciudades de Gaza, Gadara e Hippos, que luego pasaron a la provincia de Siria. Tómese como comparación que un talento de la época venía a ser unos 300.000 € del año 2006.

A pesar de estos ingresos, los monarcas eran incapaces de hacer frente a sus gastos. Herodes poseía también una impresionante fortuna privada, e hizo grandes riquezas con la confiscación de los bienes de muchos nobles. Además, el emperador Augusto le cedió, en el 12 a.C. las minas de cobre de Soli, en Chipre, lo que le dio nuevos ingresos. Finalmente, los regalos, o mejor dicho, los sobornos, venían a tapar más de un agujero en las finanzas de los príncipes.

b) La clase adinerada

Había un estrato superior aristocrático, integrado, en primer lugar, por la nobleza sacerdotal y los miembros de la familia del sumo sacerdote. Obtenían sus ingresos del tesoro del Templo, de las tierras de su propiedad, del comercio del Templo y del nepotismo en la designación de sus parientes para ocupar las magistraturas directivas, lo que aumentaba la riqueza de la familia. El sumo sacerdote tenía que correr con los dispendios propios del cargo; por ejemplo, tenía que pagar de su bolsillo el sacrificio del Gran día del Perdón. Por razones de representación estaba obligado a tener su casa abierta para todos. En las familias de los sumos sacerdotes imperaba un lujo enorme. Pertenecían por lo general a las familias más ricas de Palestina.

Con el círculo del sumo sacerdote pertenecen al estrato superior de los ricos los grandes comerciantes y los grandes terratenientes, llamados eyschemon, que estaban representados como ancianos en el Alto Consejo, el Sanedrín, y que en su mayor parte vivían en Jerusalén o en sus cercanías, así como los arrendatarios de impuestos. Este era el caso de los dos amigos de Jesús, Nicodemo y José de Arimatea. En sus casas llevaban, asimismo, una vida de lujo, visible en la ostentación de su vivienda e indumentaria, en los banquetes y en las joyas, y en el ajuar de sus hijas cuando se casaban. En los magníficos banquetes que daban era costumbre hacer una invitación previa comunicando los nombres de los invitados y enviar el día del banquete una segunda invitación definitiva, lo que se refleja en la parábola de Jesús sobre los invitados al banquete. Había incluso banquetes abiertos a los que se invitaba a cuantos quisieran acudir. La música y la danza acompañaban estos convites. Estas casas pretendían emular a la corte real, que sobrepasaba a todas en lujo y en boato.

La clase media

Junto al gran negociante que importa las mercancías de lejos y las deposita en grandes almacenes se halla el pequeño comerciante que tiene su tienda en uno de los pequeños bazares. Aquí hay que distinguir entre los grandes negociantes (emporoi) y pequeños comerciantes (kapeloi). Además, los artesanos, en la medida en que son propietarios de sus talleres y no trabajan como asalariados en casa de otros, pertenecen plenamente a esta clase media. No había fábricas, y por tanto no existía la clase obrera. De los artesanos se pasaba directamente a los empleados o siervos, y a los esclavos.

En la vida corriente, la práctica normal era no pagar diariamente el salario si no se pedía expresamente; de ordinario se pagaba dentro de las 24 horas después de haber terminado el trabajo; en el templo, por el contrario, se observaba escrupulosamente la prescripción de las escrituras, que ordenaba pagar el salario el mismo día del trabajo. Ciertamente, sacar grandes ventajas del templo era tenido como falta grave.

Los frecuentes viajes hacían del hospedaje todo un negocio. Las frecuentes peregrinaciones, sobre todo a la ciudad santa, eran también motivo de trabajo para muchas familias de clase media.

También pertenecía a la clase media un gran número de sacerdotes; en su mayoría vivían de practicar una artesanía o un oficio, aparte de los diezmos, de los que les correspondía una parte. Sin embargo, no pueden sobrevalorarse los ingresos procedentes de éstos, dado que, por un lado, el número de sacerdotes era excesivamente grande y que, por otro, los diezmos se entregaban muy a regañadientes y en muchos casos ni siquiera se pagaban. Cuando se hacía, se realizaba en productos del campo. A esto se añadían, aunque sólo durante los días de sus servicio en el Templo, parte de los sacrificios y de las primicias que se ofrecían en las fiestas de acción de gracias por la cosecha.

Los pobres

El número de pobres era grande. Entre ellos, los más numerosos, figuraban los jornaleros; el jornal medio de un denario de plata venía a cubrir aproximadamente las necesidades mínimas de una familia reducida. De no encontrar trabajo en varios días, el jornalero quedaba en la miseria más absoluta.

Los esclavos y los libertos, estos últimos sobre todo en el período inmediato a su emancipación, no tenían hacienda ni ingresos y quedaban por ello obligados a vivir de la ayuda ajena. Los esclavos judíos se encontraban en las casas judías bajo el amparo de la ley y eran considerados como jornaleros que vendían su trabajo por un período determinado; el año sabático, que se repetía cada siete años, les traía la libertad si su amo era judío. Más grave era la posición de los esclavos paganos, quienes trataban frecuentemente de mejorarla con su conversión al judaísmo, haciéndose prosélitos. A estos no les alcanzaba la protección del año sabático. Sus amos podían aplicarles castigos corporales. No tenían ningún derecho. Pero, en todo caso, el número de esclavos no pudo ser muy grande en Palestina.


Entre los pobres había también muchos doctores de la ley o escribas. La incompatibilidad entre el estudio de la Torá y el ejercicio de una profesión se impuso muy pronto. Como la enseñanza de la ley debía ser gratuita, los maestros tenían que vivir de las ayudas que les dieran, que consistían, más o menos, en la invitación a tomar parte en los banquetes celebrados en otras casas y en el apoyo que recibían de sus administradores y secuaces. Así parece mostrarse en la vida de Jesús y sus discípulos, ya que Jesús era considerado como un rabí. Los doctores de la ley estaban incluidos en el reparto del diezmo de los pobres, al que se destinaba cada tres y seis años el importe de los diezmos. Su pobreza despertaba en ellos cierta codicia y les inducía a abusar de la hospitalidad; por ejemplo, la de las viudas, cuyos derechos se declaraban dispuestos a representar, un hecho que Jesús especialmente recrimina. En cambio, los doctores de la ley que estaban al servicio del Templo tenían ingresos regulares; no obstante, su número no era grande, puesto que también había doctores de la ley entre los sacerdotes.



Un papel especial desempeñaban los mendigos. En su mayoría eran ciegos, tullidos o mutilados, que se veían obligados a la mendicidad. No existía una previsión social de carácter oficial. Si estos individuos no querían representar una carga para su familia, tenían que pedir limosna. En realidad, la familia abusaba a menudo de su situación, ya que la caridad y la limosna eran tenidas en gran estima por los judíos como acciones especialmente meritorias. Un buen puesto de mendigo a las puertas del Templo, en los caminos de los peregrinos o en los lugares de purificación, como en la piscina de Betsaida, o a la salida del canal de Siloé, podía ser muy rentable. Con los mendigos verdaderamente pobres se entremezclaban simuladores, que se hacían pasar por ciegos y tullidos, holgazanes e individuos insociales, que explotaban la caridad especialmente en las festividades religiosas. Los ciegos, los tullidos o los mutilados de verdad se encontraban en una dura situación no sólo económica, sino también religiosa. La ley les prohibía que entraran en el santuario. También los aquejados de lepra figuran en la serie de pobres y excluidos, a quienes se relega a vivir de la caridad. Sobre el telón de fondo de semejantes disposiciones cobran las historias de milagros que se refieren a Jesús todo su aspecto conflictivo: con su curación se les abría a los enfermos el acceso al reino de Dios.

La pobreza en los tiempos de Jesús fue aumentando paulatinamente. Contribuyeron grandemente a este hecho la explotación abusiva del país por los reyes y gobernadores, así como las guerras y los saqueos que sobre ella se sucedieron una y otra vez durante los agitados acontecimientos de este período. Todo ello trajo consigo el hambre y la carestía, así como la mutilación corporal de no pocos de sus moradores. Pero no faltaron intentos de prestar ayuda cuando surgían grandes catástrofes. Prestaciones de ayuda similares se refieren de Herodes el Grande durante la grave crisis de hambre del año 25-24 a.C. Se estimuló la beneficencia privada, que gozó de gran estima. Se dio una sanción jurídica a la aspiración de los pobres a compartir las cosechas. Se dejaba para ellos sin recolectar un rincón de las fincas, que podían recoger en los sembrados y en las viñas después de la cosecha. Las uvas caídas durante la vendimia les pertenecían. También las comunidades cultuales hicieron esfuerzos para ayudar a los pobres o a la gente empobrecida. Conviene también aquí recordar que Jesús, en sus predicaciones, no fue indiferente a esta realidad de su pueblo. A través de sus enseñanzas se adivina la existencia de mucha gente que vive en la más extraña pobreza y su preocupación por la ayuda social, como el caso de la viuda pobre que hace una ofrenda al templo.

Referencias:


“El mundo del Nuevo Testamento”, Johannes Leipoldt y Walter Grundmann, Ediciones Cristiandad. Tomo I. Estudio histórico-cultural, páginas 201 y siguientes.


“Jerusalén en tiempos de Jesús”, Joaquín Jeremías, Ediciones Cristiandad.


“Historia del pueblo judío en tiempos de Jesús”, Emil Schürer, Ediciones Cristiandad.

ricardo perales
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 789
Fecha de inscripción : 10/08/2010
Edad : 60
Localización : Lima-Perú

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por isabelion el Sáb Ene 08, 2011 3:51 am

Gracias Ricardo, por opinar OBJETIVAMENTE y no por tener por D*os a una institución, ojala que muchos se den cuenta que D*os es D*os y la Iglesia no es D*os.

Shalom, isabelión.

isabelion
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 529
Fecha de inscripción : 14/08/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Invitado el Sáb Ene 08, 2011 4:17 am

@isabelion escribió:Gracias Ricardo, por opinar OBJETIVAMENTE y no por tener por D*os a una institución, ojala que muchos se den cuenta que D*os es D*os y la Iglesia no es D*os.

Shalom, isabelión.


Estas(os) católicas venidas a más y judaízantes, cada vez me gustan menos... son tan contumaces, que ahora ya no pueden escribir "DIOS".

DIOS LES CIEGA COMO A LOS OTROS LES ENDURECIÓ
EL ENTENDIMIENTO PARA QUE NO VAYAN A ENTENDER.


¡Apercibíos, precisamente a sonar el Shofar he venido!


MiguEl, Guerrero de la LUZ

Hijo del Trueno


Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Invitado el Sáb Ene 08, 2011 4:19 am

Waldemar escribió:Por sus frutos los conoceréis. Sólo digo eso, pero ni la Biblia ni la Tradición hablan de un Jesús de posición acomodada.

No sé a qué hablar de posiciones sociales y económicas si eso no da nada. Jesús dijo:

«Por eso os digo: No andéis preocupados por vuestra vida, qué comeréis, ni por vuestro cuerpo, con qué os vestiréis. ¿No vale más la vida que el alimento, y el cuerpo más que el vestido? […] Que por todas esas cosas se afanan los gentiles; pues ya sabe vuestro Padre celestial que tenéis necesidad de todo eso. Buscad primero su Reino y su justicia, y todas esas cosas se os darán por añadidura». (Mateo (SBJ) 6,25.32-33)

«¿De qué le sirve al hombre haber ganado el mundo entero, si él mismo se pierde o se arruina?» (Lucas 9,25)

«Jesús le dijo: “Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes y dáselo a los pobres, y tendrás un tesoro en los cielos; luego ven, y sígueme”.» (Mateo 19,21)

«No os amontonéis tesoros en la tierra, donde hay polilla y herrumbre que corroen, y ladrones que socavan y roban. Amontonaos más bien tesoros en el cielo, donde no hay polilla ni herrumbre que corroan, ni ladrones que socaven y roben. Porque donde esté tu tesoro, allí estará también tu corazón». (Mateo 6,19-21)



¿A qué viene tanta preocupación por decir que Jesús no fue pobre? Ya lo dije una vez y lo repito, NO CONFUNDÁIS POBREZA CON MISERIA. No podemos concluir nada por unas simples excavaciones arqueológicas que sólo han revelado que Cafarnaúm era una ciudad donde había comercio. Pero es que en todas las ciudades desarrolladas hay ricos, clase media, pobres, miserables y mendigos. Jesús estaba por encima de todo esto y es su enseñanza. Como dice San pablo: «Siendo rico se hizo pobre a fin de que nos enriqueciéramos con su pobreza» (cf. 2 Cor 8,9) ¿Mentía San pablo al decir esto? ¿Dios le inspiraba mentiras a San Pablo? Creo que hay que profundizar más en el mensaje de Jesús. Leamos las bienaventuranzas de Lucas, no sólo las de Mateo. Lucas habla de riqueza y pobreza material, Jesús también habla de esto cuando dice que es más fácil a un camello pasar por el ojo de una aguja que un rico entre en el Reino de los Cielos.



«Bienaventurados los pobres, porque vuestro es el Reino de Dios. Bienaventurados los que tenéis hambre ahora, porque seréis saciados. Bienaventurados los que lloráis ahora, porque reiréis. […] « Pero ¡ay de vosotros, los ricos!, porque habéis recibido vuestro consuelo. ¡Ay de vosotros, los que ahora estáis hartos!, porque tendréis hambre. ¡Ay de los que reís ahora!, porque tendréis aflicción y llanto». (Lucas 6,20-21.25)



Lucas es claro y habla del presente, del presente de Jesús ese día. No dice pobres de espíritu, dice ‘pobres’, dice ‘los que pasáis hambre ahora’, dice ‘los que lloráis ahora’. Dice ‘los ricos’, dice ‘los que ahora estáis hartos’. No habla metafóricamente ni de manera espiritual, habla directamente de pobreza y riqueza material. Por eso es que invita al joven rico a dejarlo todo, venderlo y repartir el dinero entre los pobres. Esto se ve mejor en la comparación con el ojo de una aguja. Hace muchos años me explicaban que no se refería a una aguja de coser porque estaría diciendo que es imposible para un rico entrar en el reino de los Cielos, se refería, más bien, a esos pasadizos estrechos que son una especie de arcos que terminan en punta que tienen la forma de la punta de una bala de cañón cortada longitudinalmente. Me explicaban que para que los camellos pasasen sin dificultad por allí debían ir vacíos, pero es que los camellos son utilizados como bestias de carga y, para que pudieran pasar por el ojo de la aguja, debían desmontar toda la carga y el camello pasar libre de cargas, vacío; luego volvían a cargarlo ya pasado el ojo de la aguja. Esta imagen muestra lo que Jesús quiso enseñar, que no podemos andar cargados o atados a las cosas de este mundo y que debemos ser desprendidos, pero alguno podrá decir que tiene un Rol Royce pero que está desprendido de él. ¡Mentira! ¿Sabes cuánto cuesta un Rol Royce? Si de veras estás desprendido de todo lo material, véndelo y cómprate un coche barato, de segunda mano, que sirve para lo mismo, si es que te hace falta de verdad un coche, y reparte el dinero sobrante entre los pobres. ¡Desprendido de un Rol Royce, de un Mercedes Benz, de un Audi! Eso no se lo cree nadie. El que es desprendido no le dura nada en la mano, lo da más pa’lante. ¡Pamplinas con el desprendimiento! Ese cuento me lo sé hace décadas. Es sólo para justificar el quedarse con las cosas y no desprenderse de ellas.

El apego a lo material no es patrimonio sólo de los ricos, también el que tiene poco puede estar tan apegado a eso poco tanto o más que un rico.

Jesús vivía en pobreza, no en miseria, y vivía desprendido de todo, o sea, no preocupado por el mañana. Él vivía primero que nadie todas sus enseñanzas ¿o es que queréis decir que era un hipócrita? Con expresiones como éstas de parte de los que se llaman amigos Suyos ¿para qué quiere Él enemigos? No les hacen falta.


Buen Aporte, creo que has sido imparcial.
También te aprecio lo de los íconos.

¡Persevera! DTB

MiguEl

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por ricardo perales el Sáb Ene 08, 2011 5:17 am

Guerrero de la LUZ escribió:
@isabelion escribió:Gracias Ricardo, por opinar OBJETIVAMENTE y no por tener por D*os a una institución, ojala que muchos se den cuenta que D*os es D*os y la Iglesia no es D*os.

Shalom, isabelión.


Estas(os) católicas venidas a más y judaízantes, cada vez me gustan menos... son tan contumaces, que ahora ya no pueden escribir "DIOS".

DIOS LES CIEGA COMO A LOS OTROS LES ENDURECIÓ
EL ENTENDIMIENTO PARA QUE NO VAYAN A ENTENDER.


¡Apercibíos, precisamente a sonar el Shofar he venido!


MiguEl, Guerrero de la LUZ

Hijo del Trueno


Estimado Miguel, te pido que cuides tu lenguaje; Isabelión está recibiendo mucho mal con esta clase de expresiones.
Tómalo como una amonestación.

ricardo perales
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 789
Fecha de inscripción : 10/08/2010
Edad : 60
Localización : Lima-Perú

Volver arriba Ir abajo

Re: El Jesús pobre que nunca existió.

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 4:34 pm


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.