Libre Pensamiento Cristiano

Conectarse

Recuperar mi contraseña

ME GUSTA
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 251 el Mar Sep 16, 2014 1:53 am.
Colabora Haciendo Clic Aqui
Contador De Visitas LPC
contador de visitas

como agregar un contador de visitas a mi pagina web
hasta ahora no

DIA SABADO

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

DIA SABADO

Mensaje por hgo1939 el Sáb Ago 20, 2016 4:20 am

[size=36]Sábado[/size]
Leer con oración:
Jn 1:18; Ro 8:14, 17, 29-30; 12:2
 
“Porque a los que antes conoció, también los predestinó para que fuesen hechos conformes a la imagen de su Hijo, para que él sea el primogénito entre muchos hermanos.”(Ro 8:29)
Conformados A La Imagen De Cristo
Romanos 12:2 comienza con las siguientes frases: “No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento”. Aquí, el verbo conformar indica que tenemos una forma o molde. Es decir, además de la imagen de Cristo, que ya hemos visto, hoy existe otra imagen: el molde de este siglo.
En este pasaje, siglo significa mundo, pero la palabra griega utilizada por Pablo no es kosmos, sino ayon. El término kosmos comprende mucho más, pues incluye todas las eras y todos los lugares, mientras que ayon indica las prácticas y tendencias existentes en determinada era. Por ejemplo, tuvimos el ayon de los pantalones acampanados en los años 60, y hoy tenemos el ayon de las redes sociales y de los smartphones cada vez más modernos. Por esa razón, el apóstol Pablo nos hace una advertencia, y dice que no tomemos la forma de este siglo. Si no tenemos cuidado, poco a poco nos volveremos semejantes al modo de vida predicado por el mundo, que incluye la manera de hablar y vestirnos. Nosotros, que recibimos la vida de Dios y vivimos la vida de la iglesia, no podemos entrar en esa “masificación”. El mundo quiere volver iguales a todas las personas, con los mismos pensamientos, la misma ropa y los valores morales retorcidos. Eso es conformarse a este siglo.
En Romanos 8:29 leemos: “Porque a los que antes conoció, también los predestinó para que fuesen hechos conformes a imagen de su Hijo”. Aquí tenemos un segundo molde. ¡Gracias a Dios! Por un lado, hay un molde que conforma a las personas a este siglo, por otro, tenemos ese molde que conforma a las personas a la imagen del Hijo de Dios, “para que él sea el primogénito entre muchos hermanos”. Cristo, que antes era el Unigénito de Dios (Jn 1:18), ahora es el Primogénito entre muchos hermanos, que tienen Su imagen y semejanza. Este versículo nos muestra que el “negocio” de Dios es la reproducción en masa de Cristo.
El resultado de ser conformados a la imagen de Cristo lo vemos en Romanos 8: “Y a los que predestinó, a éstos también llamó; y a los que llamó, a éstos también justificó; y a los que justificó, a éstos también glorificó” (v. 30). La glorificación representa la última de las tres etapas que vimos de la filiación, de la madurez, cuando nos convertiremos en herederos de hecho. La meta de la filiación es que lleguemos a ser herederos de Dios. Podemos ver esa etapa de hijos maduros también en el versículo 14: “Porque todos los que son guiados por el Espíritu de Dios, éstos son hijos de Dios”. La palabra hijos aquí es huiós, cuyo significado es hijo maduro. La gran característica de alguien crecido en vida es ser guiado por el Espíritu.
Finalmente, leemos: “Y si hijos, también herederos; herederos de Dios y coherederos con Cristo, si es que padecemos juntamente con él, para que juntamente con él seamos glorificados” (Ro 8:17). Muchas veces nuestra experiencia de crecer en la vida divina puede traernos algún sufrimiento. Pero ese sufrimiento es pasajero y vale la pena. En la experiencia humana muchas cosas funcionan así, como la mujer encinta y los dolores del embarazo, o el estudiante que se dedica durante años para ingresar a la universidad. Al final de esas etapas más arduas, el resultado siempre valió la pena. ¡Alabado sea el Señor! Hoy, en la vida de la iglesia, nosotros no sufrimos solos, sino que tenemos la compañía y el soporte de nuestros hermanos. Asimismo, tenemos la promesa de que, si con Él sufrimos, con Él seremos glorificados. ¡Aleluya!
Punto Clave: El objetivo de la filiación es ser herederos de Dios.

Pregunta: De acuerdo con Romanos 8:14, ¿cuál es la gran característica de alguien que ha crecido en vida?

hgo1939
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
0 / 1000 / 100

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 26/10/2010

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.