Libre Pensamiento Cristiano

Conectarse

Recuperar mi contraseña

ME GUSTA
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado :: 1 Motor de búsqueda

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 251 el Mar Sep 16, 2014 1:53 am.
Colabora Haciendo Clic Aqui
Contador De Visitas LPC
contador de visitas

como agregar un contador de visitas a mi pagina web
hasta ahora no

DIA MIERCOLES

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

DIA MIERCOLES

Mensaje por hgo1939 el Miér Jul 27, 2016 6:18 am

[size=36]Miércoles[/size]
Leer con oración:
Mt 4:4; Jn 10:28; 1 Co 6:11; Ef 5:26-27; 1 Ti 4:8; 2 Ti 3:16-17
 
“Porque a los que antes conoció, también los predestinó para que fuesen hechos conformes a la imagen de su Hijo, para que él sea el primogénito entre muchos hermanos”(Ro 8:29)
El Punto Central De Gálatas: La Filiación
Uno de los puntos más importantes en el libro de Gálatas es el versículo 1 del capítulo 4: “Pero también digo: Entre tanto que el heredero es niño, en nada difiere del esclavo, aunque es señor de todo”. Aquí está alguien que es hijo y heredero, pero que aún es niño, no alcanzó la madurez; por tanto, en ese momento no tiene la posesión de la herencia. En ese caso, el hijo no difiere en nada de un esclavo. Tiene derecho a la herencia, pero aún no tiene las condiciones para tomar posesión de ella. Esa es la situación de la mayoría de los cristianos: una vez que creímos en el Señor Jesús, nacimos de nuevo, nacimos de Dios (Jn 1:12-13), recibimos la vida eterna y jamás dejaremos de ser hijos de Dios (cfr. Jn 10:28). No obstante, en Su infinita sabiduría, Dios estableció un galardón para los hijos que maduren en esta era: reinar con Cristo por mil años (Ap 20:6). Podemos decir que esa es la herencia que tendremos como recompensa, cuando el Señor vuelva. Sólo los hijos que hayan alcanzado la madurez tomarán posesión de esa herencia. Esto es lo que todos nosotros también anhelamos.
En Gálatas, Pablo nos habla de la posición del heredero, una posición mayor que la de un esclavo, pero los creyentes gálatas todavía estaban en una condición inferior, por causa de la falta de madurez, por no haber alcanzado la mayoría de edad. Realmente necesitamos considerar nuestra vida cristiana. Si no maduramos, si continuamos siendo inmaduros, no seremos diferentes en nada a un esclavo. Esto debe impactarnos. Un hijo menor, aunque es heredero, no puede tomar posesión de la herencia.
Como hijos de Dios debemos buscar el crecimiento de vida. En la vida humana el crecimiento viene por la alimentación y ciertos cuidados, como la higiene, los ejercicios y hasta la educación. Si aplicamos eso en la esfera espiritual, necesitamos alimentarnos de la Palabra que sale de la boca de Dios (Mt 4:4). De igual manera, necesitamos ser lavados constantemente por la sangre preciosa del Señor y por la Palabra que quita toda mancha y arruga (1 Co 6:11; Ef 5:26-27). Debemos ejercitarnos en la piedad (1 Ti 4:8), es decir, expresar a Dios, y también debemos abrirnos al hablar del Señor para ser instruidos, perfeccionados y preparados para toda buena obra (2 Ti 3:16-17).
Esa es la obra transformadora que el Señor efectúa en nosotros en esta era, por medio de Dios. Mientras más permitimos que Él trabaje en nosotros, más creceremos en vida y, en consecuencia, maduraremos para alcanzar la mayoría de edad y ser conformados a la imagen del Hijo de Dios, para tomar posesión de nuestra herencia cuando Él vuelva.
Punto Clave: Crecer, madurar, heredar.
Pregunta: ¿Cómo ha sido su experiencia al permitir que el Señor trabaje en usted para conducirlo a la madurez?
La Iglesia en Armenia

¡Oh Señor Jesus en Ti confio!

hgo1939
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
0 / 1000 / 100

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 26/10/2010

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.