Libre Pensamiento Cristiano

Conectarse

Recuperar mi contraseña

ME GUSTA
¿Quién está en línea?
En total hay 2 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 2 Invitados

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 251 el Mar Sep 16, 2014 1:53 am.
Colabora Haciendo Clic Aqui
Contador De Visitas LPC
contador de visitas

como agregar un contador de visitas a mi pagina web
hasta ahora no

La autoridad dada a su Iglesia por el mismo Cristo ¿es irrevocable?

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La autoridad dada a su Iglesia por el mismo Cristo ¿es irrevocable?

Mensaje por Jose G Sánchez el Miér Abr 16, 2014 6:22 am

Algunas sectas dicen, basados en algunos textos bíblicos, que el Señor habría quitado a la Iglesia que formó hace dos mil años la autoridad de las Llaves que le fue dada desde un principio, para dársela a ellos. Uno de los textos que citan para soportar su argumento es la Parábola de los Talentos, y específicamente el "siervo perezoso" e inútil, a quien es quitado el talento que se le había dado antes por no haberlo usado y hacerlo rendir. Veamos ese texto:



"Llegó luego el que había recibido un solo talento. “Señor, le dijo, sé que eres un hombre exigente: cosechas donde no has sembrado y recoges donde no has esparcido. Por eso tuve miedo y fui a enterrar tu talento: ¡aquí tienes lo tuyo!”. Pero el señor le respondió: “Servidor malo y perezoso, si sabías que cosecho donde no he sembrado y recojo donde no he esparcido, 27 tendrías que haber colocado el dinero en el banco, y así, a mi regreso, lo hubiera recuperado con intereses. Quítenle el talento para dárselo al que tiene diez, porque a quien tiene, se le dará y tendrá de más, pero al que no tiene, se le quitará aun lo que tiene. Echen afuera, a las tinieblas, a este servidor inútil; allí habrá llanto y rechinar de dientes”, Mt 25, 24-26.


Este texto aunque esté relacionado no tiene que ver directamente con la autoridad de la Iglesia o Institución en general que está representada en las llaves, sino con el proceso que cada miembro de ella en particular puede vivir. Me explico:


A medida que caminamos en la Iglesia que fundó el Señor, El nos va dando unos carismas o talentos para anunciar la fe a los demás (de palabra, con cantos, siendo catequista, escribiendo, en el diaconado permanente, siendo Sacerdote, con los amigos, con la familia, etc.)


El que es siervo fiel y usa los dones y la fe que el Señor le va dando durante su caminar, para hacerlos fructificar en los demás, el Señor le dará mas iluminación y bienes espirituales para que sea mas eficaz y fructífera su labor. Por eso dice el texto que "al que tiene se le dará". Al que ya tiene bienes divinos y los ha usado bien, se le darán mas porque ha usado bien los anteriores y los ha hecho fructificar.


Y con esos bienes y esa labor que el Señor inspira a los que tienen la fe, por medio de su predicación y actividades le quita a los que no la tienen todavía, lo que si tienen, sus errores y pecados, para que progresen espiritualmente y la tengan... Por eso Jesús es el Cordero que quita los pecados del mundo... con la predicación y la Eucaristía, principalmente.


El Señor enriquece con mas de sus bienes a los que tienen la fe, para quitar los obstáculos o pecados de los que no la tenemos aún, para que la tengamos, para que donde hay o había pecados y obstáculos en nuestro interior, y siendo removidos al creer la predicación que recibimos de los que ya tienen la fe, su lugar en nuestro corazón lo ocupe la gracia que solo recibimos al creer a la predicación y recibir la Eucaristía... O sea que Dios nos enriquece con El, empobreciéndonos de nosotros mismos.


Por ello fue que dijo Juan el Bautista, que representa a cualquiera de nosotros cuando estamos bajo la Ley (sin recibir aun el bautismo en Espíritu), que él necesitaba disminuir para que Jesús creciera, lo que significa que disminuyendo nuestro voluntarismo y los deseos de llevar la vida sin contar con la voluntad de Dios, crece Jesús dentro de nosotros y dejamos de estar bajo la Ley, y lleguemos a la vida del Espíritu, y lleguemos a la fe adulta siendo como Jesús es. Este es el proceso de conversión que todos debemos vivir.


Entonces si un siervo que ha sido fiel deja de serlo en algún momento de su vida y no actúa para hacer rendir lo que el Señor le da, el Señor puede dejar de darle esa iluminación y darla a otro que si la aproveche.


Los dirigentes de la Iglesia, el Papa y los Obispos que son los garantes y tutores de nuestra fe, sucesores directos de los Apóstoles, y los Sacerdotes que les sirven, viven esa fe adulta teniendo a Cristo ya resucitado en su interior, como lo dijo Pablo en Gal 2, 20, y Pedro en 1Ped 5, 1-5, que es en lo que consiste la autoridad COLEGIADA que fue dada por el mismo Cristo a Pedro (Mt 16, 18-19) y a los Apóstoles en comunión con él (Mt 18, 18), para que puedan atar y desatar, decidir en la Tierra todo lo concerniente a la fe cristiana y a la Iglesia, que es lo que simbolizan las llaves dadas a Pedro (Mt 26, 13-20), de acuerdo a la jurisdicción dada a cada uno (al Papa universal como a Pedro pues fue al único que dijo Jesús que apacentara todas sus ovejas, las del mundo entero, Jn 21, 15-17), a cada Obispo local o regional como a cada Apóstol, y a cada Sacerdote parroquial como a cada presbítero en el NT), pero todos en Comunión perfecta y sobrenatural en el Espíritu.


Ello demuestra que esa AUTORIDAD INSTITUCIONAL dada al Papa y a la Iglesia en general ES ¡¡¡IRREVOCABLE!!! ("las puertas del infierno no prevalecerán contra Ella", Mt 16,18), ES y FUE PARA SIEMPRE ("Cristo es el mismo hoy, mañana y siempre", Hb 13,8), porque no radica en una sola persona, aunque una sola persona cada vez la ejerza universal o regionalmente, sino que es colegiada entre el Papa y los Obispos, y si alguno llegara a fallar en su fe (en el Papa es improbable porque Jesús oró por él para que su fe sea firme, Lc 22, 31), o morir, puede ser reemplazado por quien de sus colegas no lo ha hecho, garantizando la continuidad del ministerio Petrino y Apostólico.


ENTONCES ES COMPLETAMENTE FALSO QUE DIOS HA REVOCADO LA AUTORIDAD y EL MINISTERIO QUE DIO A LA IGLESIA HACE DOS MIL AÑOS CUANDO DIJO QUE ESTARÍA CON ELLA "HASTA EL FIN DEL MUNDO" (Mt 28, 20), HASTA EL FIN DE LA HISTORIA, PORQUE DE HACERLO ESO SERÍA REVOCAR LA NUEVA ALIANZA A LA QUE SOLO SE PUEDE PERTENECER ESTANDO EN ELLA, y REVOCAR LA SALVACIÓN PROMETIDA A CADA UNO POR DIOS y LOS PROFETAS DESDE LA ANTIGUEDAD (Jer 31, 34), y POR JESÚS AL ENCARNARSE y HACERSE HOMBRE y FORMAR SU IGLESIA. 

Jose G Sánchez
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 584
Fecha de inscripción : 17/11/2013

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.