Libre Pensamiento Cristiano

Conectarse

Recuperar mi contraseña

ME GUSTA
¿Quién está en línea?
En total hay 4 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 4 Invitados

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 251 el Mar Sep 16, 2014 1:53 am.
Colabora Haciendo Clic Aqui
Contador De Visitas LPC
contador de visitas

como agregar un contador de visitas a mi pagina web
hasta ahora no

La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Página 25 de 27. Precedente  1 ... 14 ... 24, 25, 26, 27  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Invitado el Sáb Oct 29, 2011 9:09 pm

@Jorge Adolfo escribió:Lo que pasa es que los denominados "padres apostólicos" tenían aciertos y errores, entonces no son una fuente exacta como para saber en qué creían los cristianos primitivos. La fuente exacta es el Nuevo Testamento. Allí no hay errores doctrinales.
Precisamente los Padres Apostólicos no tuvieron ningún desacierto y error, y además, eran la autoridad eclesiástica de los primeros siglos, o sea, los que sucedieron a los apóstoles en su misión.

Haré una pregunta que quisiera fuese respondida: Después que murió el último apóstol, ¿quiénes quedaron en su lugar y misión para guiar a la Iglesia en la sana doctrina? ¿Se acabó el cristianismo con la muerte del último apóstol?

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Jorge Adolfo el Sáb Oct 29, 2011 9:40 pm

Luego de la partida de los apóstoles, comenzó la desviación doctrinal, en la cual entraron también los llamados "padres apostólicos". Por eso, para conocer la sana doctrina hay que remitirse al Nuevo Testamento, que tiene 100% de seguridad en cuanto a doctrina.

Jorge Adolfo
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 2423
Fecha de inscripción : 11/08/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por varyvar el Sáb Oct 29, 2011 9:52 pm

@Jorge Adolfo escribió:Luego de la partida de los apóstoles, comenzó la desviación doctrinal, en la cual entraron también los llamados "padres apostólicos". Por eso, para conocer la sana doctrina hay que remitirse al Nuevo Testamento, que tiene 100% de seguridad en cuanto a doctrina.

Como si estas diciendo que la Biblia tiene errores ,y ahora es 100% segura..
Como estas confundido.

varyvar
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 1547
Fecha de inscripción : 24/11/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Jorge Adolfo el Sáb Oct 29, 2011 10:02 pm

Los textos adulterados van saliendo a luz, gracias a Dios. No hay confusión alguna.

Jorge Adolfo
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 2423
Fecha de inscripción : 11/08/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por mistersound el Dom Oct 30, 2011 1:17 am

La paz sea con todos...

PEnsé que el epígrafe decia PRIMEROS SIGLOS... y dice además LADOCTRINA DE LOS APÓSTOLES ENTENDIDA...

¿Quiénes puedieron en tender la doctrina en los primero siglos?

Si hablamos de la doctrina de los apóstoles luego no estamos hablando de los apóstoles, sino de los que vinieron después de ellos...

Allí está mi aporte... allí está ARRIO... tildado de hereje, pero sustentado 100 por 100 con las escrituras, y como dije LITERALMENTE, y repito LITERALMENTE... a diferencia de las supuesta doctrina apostólica adoptada por la icar... la doctrina o enseñanza de la trinidad... la cual se sustenta en unos allí está implícita la trinidad, es cuestión de fe, es un misterio, nadie lo puede entender a Dios... etc... puras mentiras...

¿Que dice la escritura respecto a esto?

¿Hay o no entendimiento de quien es el verdadero DIOS?

1Jn 5:20 Pero sabemos que el Hijo de Dios ha venido, y nos ha dado entendimiento para conocer al que es verdadero; y estamos en el verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Dios, y la vida eterna.

Si, Jesucristo vino y dio el entendimiento necesario para conocer al que es el verdadero DIOS...

¿De qué Dios verdadero hablamos?

Jua 17:3 Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado.

Jesucristo predicó a su Padre, predicó del reino de su Padre... para que lo conozcan, para que sepan quien es, el único Dios verdadero, el DIOS de los judíos, YHWH, el DIOS UNO, fuera de quien no hay DIOS, SU PADRE... y que de ese modo tengan la verdad y así teniendo la verdad tengan vida eterna.

Y no digan que el hijo es el verdadero Dios, pues el texto dice que él vino ha dar entendimiento para conocer al verdadero... no vino a darse a conocer a si mismo...

ESA MIS AMIGOS ES LA DOCTRINA DE LOS APÓSTOLES Y ESA ES LA DOCTRINA DE ARRIO EN LOS PRIMEROS SIGLOS, antes de ser tildado de hereje y ser quemadas sus obras.

Que Dios los bendiga.

mistersound
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 762
Fecha de inscripción : 25/10/2011
Localización : Lima - Perú

http://unicodiosverdadero.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Invitado el Lun Oct 31, 2011 1:21 am

@Jorge Adolfo escribió:Luego de la partida de los apóstoles, comenzó la desviación doctrinal, en la cual entraron también los llamados "padres apostólicos". Por eso, para conocer la sana doctrina hay que remitirse al Nuevo Testamento, que tiene 100% de seguridad en cuanto a doctrina.

¿De dónde sacas eso? Eso es un cuento inventado a raíz de la Reforma Protestante para poder dar fuerza a sus argumentos. O sea, que según tu opinión, Jesús no cumplió su promesa y toda la Iglesia se desvió. El Espíritu Santo tampoco cumplió con su misión, y la Iglesia dejó de ser columna y baluarte de la verdad. Todos los Padres Apostólicos murieron por una fe desviada, que ellos mismos desviaron, y la Iglesia sin los apóstoles no pudo sobrevivir. Y si no fue toda, ¿dónde están los que en los primeros siglos se mantuvieron sin desviarse después de los apóstoles?

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Invitado el Lun Oct 31, 2011 1:42 am

La doctrina de Arrio dejó de tener seguidores desde el siglo VII. Sólo en los Testigos de Jehová, que surgieron a finales del siglo XIX, se mantiene algo parecido a esta doctrina. ¿Ésa es la Iglesia verdadera, la que deja de existir en el siglo VII y renace en el XIX con algunos matices importantes?

No veo cómo Jesús cumplió su promesa de que las puertas del Hades no prevalecerían contra su Iglesia en el caso de que la doctrina de Arrio fuese la auténtica ya que estuvo mil doscientos años sin tener seguidores.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Invitado el Lun Oct 31, 2011 1:50 am

Esto decía Arrio según nos narra San Atanasio:

"Dios no siempre fue Padre" sino que "hubo un tiempo en que Dios estaba solo y aún no era Padre, pero después se convirtió en Padre." "El Hijo no existió siempre;" pues, así como todas las cosas se hicieron de la nada, y todas las criaturas y obras existentes fueron hechas, también la Palabra de Dios misma fue "hecha de la nada" y "hubo un tiempo en que no existió" y "Él no existió antes de su origen", sino que Él y otros "tuvo un origen de creación". Pues Dios, dice, "estaba solo, y la Palabra aún no era, ni tampoco la Sabiduría. Entonces, al desear darnos forma, Él hizo a cierto ser y lo llamó Palabra, Sabiduría e Hijo, para que pudiera darnos forma por medio de Él."

¿Qué opinan de esto?

Arrio nunca ha sido considerado Padre Apostólico ni Padre de la Iglesia sino que fue considerado por la única Iglesia existente en su época como un hereje.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por SHAUL1 el Lun Oct 31, 2011 2:14 am

SHALOM :


Dios no siempre fue Padre" sino que "hubo un tiempo en que Dios estaba solo y aún no era Padre, pero después se convirtió en Padre." "El Hijo no existió siempre;" pues, así como todas las cosas se hicieron de la nada, y todas las criaturas y obras existentes fueron hechas, también la Palabra de Dios misma fue "hecha de la nada" y "hubo un tiempo en que no existió" y "Él no existió antes de su origen", sino que Él y otros "tuvo un origen de creación". Pues Dios, dice, "estaba solo, y la Palabra aún no era, ni tampoco la Sabiduría. Entonces, al desear darnos forma, Él hizo a cierto ser y lo llamó Palabra, Sabiduría e Hijo, para que pudiera darnos forma por medio de Él."

¿Qué opinan de esto?



QUE TIENE BASE ESCRITURAL.



SHALOM

SHAUL1
Gran Posteador Excelente
Gran Posteador Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 5492
Fecha de inscripción : 31/12/2010
Edad : 54
Localización : TALARA-PIURA

http://www.newlifeperu.org

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por mistersound el Lun Oct 31, 2011 2:20 am

El error primero es creer que la enseñanza es de Arrio, la enseñanza es de los apóstoles.

El hecho que Arrio la interpretara y llegará a la verdad no la convierte en suya...

Digo que llegó a la verdad, pues como dije, lo poco que se conoce de su postura es sustentable por las escrituras 100 x 100, a diferencia de la doctrina que surgió luego, llamada como tradición apostólica... la cual no se sustenta por las escrituras, sino que muy por el contrario es condenada por las escrituras.

Que Dios los bendiga.

mistersound
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 762
Fecha de inscripción : 25/10/2011
Localización : Lima - Perú

http://unicodiosverdadero.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Invitado el Lun Oct 31, 2011 2:25 am

@SHAUL1 escribió:SHALOM :


Dios no siempre fue Padre" sino que "hubo un tiempo en que Dios estaba solo y aún no era Padre, pero después se convirtió en Padre." "El Hijo no existió siempre;" pues, así como todas las cosas se hicieron de la nada, y todas las criaturas y obras existentes fueron hechas, también la Palabra de Dios misma fue "hecha de la nada" y "hubo un tiempo en que no existió" y "Él no existió antes de su origen", sino que Él y otros "tuvo un origen de creación". Pues Dios, dice, "estaba solo, y la Palabra aún no era, ni tampoco la Sabiduría. Entonces, al desear darnos forma, Él hizo a cierto ser y lo llamó Palabra, Sabiduría e Hijo, para que pudiera darnos forma por medio de Él."

¿Qué opinan de esto?



QUE TIENE BASE ESCRITURAL.



SHALOM

Dios no siempre fue Padre. ¿Esto puede estar de acuerdo con que Dios es Padre eterno? "Eterno" es contrario a "no siempre"

Por favor, bases escriturísticas claras de que no siempre Dios fue Padre.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por varyvar el Lun Oct 31, 2011 5:02 pm

@mistersound escribió:El error primero es creer que la enseñanza es de Arrio, la enseñanza es de los apóstoles.

El hecho que Arrio la interpretara y llegará a la verdad no la convierte en suya...

Digo que llegó a la verdad, pues como dije, lo poco que se conoce de su postura es sustentable por las escrituras 100 x 100, a diferencia de la doctrina que surgió luego, llamada como tradición apostólica... la cual no se sustenta por las escrituras, sino que muy por el contrario es condenada por las escrituras.

Que Dios los bendiga.

Lo mas terrible de esta doctrina arriana, es que se pone en entredichos la persona del Señor..Ayyy

varyvar
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 1547
Fecha de inscripción : 24/11/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por varyvar el Lun Oct 31, 2011 5:06 pm

La Divinidad de Cristo

La fe en la Divinidad de Jesucristo es el fundamento de todas nuestras convicciones religiosas. Esta fe nos dar fuerzas espirituales y nos guía en nuestras tareas y aspiraciones. Sin esta fe la cristiandad pierde su sentido y su fuerza inspiradora, y se convierte en una colección de mitos antiguos y promesas no realizadas.

Pero aún con toda su excepcional importancia la verdad de la Divinidad de Cristo, no es una cosa obvia. Incluso, parecería haber contradicciones en algunos lugares del Evangelio sobre este tema. Por eso la gente que contradice la Divinidad de Cristo no encuentra dificultad en buscar aquellos textos de la Biblia que parecieran confirmar su opinión de que Jesucristo fue o simplemente hombre o quizás un ángel encarnado y por eso no puede ser llamado Dios en el sentido propio do esta palabra. Aún más los adversarios de la fe en la Divinidad de Cristo afirman que Jesús mismo nunca se llamó a sí mismo Dios y de ahí erróneamente concluyen que este título le fue dado posteriormente. Las opiniones contradictorias relativas a la naturaleza de Cristo empezaron a aparecer todavía en los primeros días de la cristiandad.

Especialmente en el siglo cuarto hubo fuertes discusiones y agitación ante la herejía de Arián que enseñaba que Jesucristo es Hijo de Dios sólo de nombre, pero por naturaleza es un ángel hecho por Dios. La herejía de Arían fue analizada con mucho cuidado por el Primer Concilio Ecuménico que se llevó a cabo en la ciudad de Nicea en el año 325. Los Padres de la Iglesia rechazaron la herejía de Arían y redactaron el Credo o Símbolo de la Fe que se usa in la Iglesia incluso hoy en día, en el cual expusieron exactamente la verdadera doctrina de Jesucristo.

En nuestros tiempos la secta los Testigos de Jehová hizo revivir la herejía de Arían, que había sido destruida, y en una nueva versión a su manera, enseña que Jesucristo es el Arcángel San Miguel encarnado. La peligrosidad de la secta de los Testigos de Jehová consiste en que contando con recursos materiales ilimitados, la secta inunda al mundo de literatura y misioneros. En Rusia la secta está llevando a cabo un trabajo misionero especialmente agresivo, pescando en sus perniciosas redes a miles de personas confiadas.

Los rusos ortodoxos se encuentran están en gran peligro con los misioneros de las sectas, porque en su mayoría conocen muy poco las Sagrados Escrituras y no saben como deben defender su fe. Por otro lado, los ministros de las sectas se aprenden los textos que necesitan y saben con mucha habilidad cómo bombardear a su interlocutor con versículos convenientes pare ellos.

Aún cuando las Sagradas Escrituras llaman a Jesucristo, Hijo de Dios, la gente que cuestiona su naturaleza divina dice que las Sagradas Escrituras llaman hijos de Dios a otras personas, por ejemplo los ángeles y las personas. Para aclarar este punto hay que tener en cuenta lo siguiente: cuando las Sagradas Escrituras mencionan a personas o ángeles nunca se refieren a ellos usando el número singular, y nunca llaman a determinado hombre o determinado ángel como Hijo de Dios, sino que siempre se usa el plural en sentido colectivo hijos de Dios. El lector siempre tiene claro que aquí se habla acerca de hijos de Dios, no por naturaleza, sino por misericordia de Dios quien los ha recibido, ellos son hijos de Dios no por naturaleza sino adopción. (Aquí la comprensión literal de la palabra "hijos" lleva a una conclusión absurda de que alguna gente, por ejemplo los teomaquistas, que luchan contra Dios, a los que las Sagradas Escrituras llama "hijos de diablo," tienen otro origen distinto al que tienen los creyentes).

Las Sagradas Escrituras utilizan solamente con respecto a Jesucristo el singular cuando lo llaman Hijo de Dios, y además solamente hacia El exclusivamente, las Sagradas Escrituras añaden asimismo palabras que precisan aún más, por ejemplo: Consubstancial, Único, bien amado, Hijo de Dios vivo, legitimo Hijo o propio. Esto muestra que a diferencia de nosotros, Jesucristo es el Hijo de Dios en esencia, Él es Hijo en el sentido propio de esta palabra. Por esto los mormones cometen un error imperdonable cuando dicen que Jesús tenia otros hermanos dioses, como por ejemplo Lucifer (Satanás) y diferentes espíritus. Las Sagradas Escrituras rigurosamente diferencian al hijo de los hijos: el Hijo de Dios es nacido, los hijos de Dios son creados.

Dios Padre anticipó el inicio mismo de la evangelización de Jesucristo con un testimonio acerca de su Hijo cuando dijo: "Este es mi Hijo, el Amado, éste es mi Elegido" (Mt. 3:17). Más tarde en un cerro muy alto, durante la Transfiguración de Jesús, el Padre repitió estas mismas palabras y añadió: "Escúchenlo a Él" (Mt. 17:5). Esto es una indicación de que la gente debe recibir todo lo dicho por el Señor Jesucristo como perfecta e indiscutible verdad. ¿Pero qué se les puede objetar a los que niegan la Divinidad de Cristo, cuando el mismo Jesucristo dijo: "Mi Padre mayor es que yo... De aquel día y de la hora nadie sabe, ni aún los ángeles que están en el cielo, ni el Hijo, sino el Padre... No puede el Hijo hacer nada por sí mismo, sino lo que ve hacer al Padre... Mi alma está triste, hasta la muerte... No se haga mi voluntad, sino la Tuya" y frases así, en las cuales el se pone en segundo lugar y como siervo en la relación con Dios? (Jn. 14:28, Marc. 13:32, Luc. 22:42, Mt. 24:39, Jn. 5:19). Además de esto, ¿si Jesucristo tenía conciencia de que Él era Dios, entonces por que El no lo decía clara y abiertamente? Con esto disiparía cualquier duda acerca de su naturaleza.

El propósito de este artículo es ayudar a las personas ortodoxas a encontrar una orientación en los temas enunciados anteriormente y darles el material necesario para la defensa de su fe en la Divinidad de Cristo.

Para entender por qué el Señor Jesucristo no proclamó a todos los pueblos acerca de su Divinidad, trataremos mentalmente trasladarnos a aquella época y aquellas condiciones, en las cuales Él evangelizaba. Imaginemos como serían recibidas las palabras de un hombre que ande por la ciudad anunciando "Yo soy Dios." Sin duda que las multitudes se reirían de él como persona enferma mentalmente y los adherentes a la fe judía presurosamente lo culparían de blasfemia y exigirían su muerte. Tal vez solamente los paganos, que tenían muchos dioses, pudieron haber tomado esta declaración más seriamente que los judíos, entendiendo esta declaración desde luego, desde la perspectiva de sus supersticiones. (Dicho sea de paso, recordemos la reacción que los paganos tuvieron ante los milagros del Apóstol Pablo, y de qué manera querían nombrarlo a él uno de sus dioses y querían ofrecer sacrificios. Hech. 14:11). En nuestro tiempo si un predicador se proclama a sí mismo dios, simplemente la gente le daría la espalda con desprecio.

En cualquier caso, una declaración directa del Salvador acerca de su Propia Divinidad no traería los resultados que se debían alcanzar. En realidad, el Hijo de Dios vino a nuestro mundo no para asombrar a sus contemporáneos con su poderío sin limite, ni para subyugarlos como esclavos a su poder divino, sino a convencerlos de que deben darle la espalda al pecado y empezar a creer en forma correcta y a vivir piadosamente. La gente se ha embrutecido espiritualmente y se ha endurecido moralmente, ya que llegó a ser incapaz de entender la verdad de la Divinidad de Cristo. Recordemos del Evangelio cuan difícil era para Cristo predicar entre los judíos, cuántas burlas tuvo que soportar de parte de escribas malintencionados que distorsionadamente interpretaban Sus palabras y alejaban de la fe al pueblo humilde.

Por eso la misión primordial de nuestro Señor Jesucristo fue convencer a la gente que debía arrepentirse buscar a Dios y rechazar sus prejuicios religiosos. Jesús quería poner en esta gente la semilla de una fe verdadera. Habiendo logrado esto, había que inspirarla hacia un nuevo modo de vida piadoso, enseñar a perdonar, amarse unos a los otros y compadecerse entre sí. Un cambio espiritual tan profundo en la sociedad no se podía alcanzar ni con amenazas ni con milagros. En realidad, cuando nuestro Señor Jesucristo revelaba su naturaleza divina con algún milagro, esto despertaba entre la multitud judía sueños enfermizos de un reinado glorioso, poderoso y mesiánico en la tierra, donde ellos iban a reinar sobre otros pueblos. Por esta razón nuestro Señor Jesucristo se vio en la necesidad de prohibir la divulgación de los milagros hechos por Él.

Para renovar moralmente a la gente y hacerla sensible hacia la fe verdadera, Jesucristo escogió el camino de la buena e inspiradora palabra y el ejemplo personal. Por compasión hacia los desahuciados Él decidió compartir con ellos su pobreza, sus pesares y sus penas. Para curar sus llagas morales, El tomo como suyos los pecados de la gente y los lavó en la Cruz con Su Purísima Sangre. En general toda la causa de la salvación de la humanidad pecadora, empezando desde el momento de la Encarnación del Salvador y terminado con sus sufrimientos en la Cruz, fue para El un tema de humillación voluntaria extrema. Según palabras del Apóstol Pablo: "Cristo Jesús, aunque era de naturaleza divina, no insistió en ser igual a Dios sino que hizo a un lado lo que era propio, y tomando naturaleza de siervo nació como hombre y al presentarse como hombre, se humillo a sí mismo y por obediencia fue a la muerte, a la vergonzosa muerte en la Cruz. Por eso Dios le dio el más alto honor y el más excelente de todos los nombres" (Filip. 2:6-9).

El profeta Isaías describe así la hazaña de auto humillación voluntaria del Mesías (Is. 53:2-9):

"¿QUIÉN podrá creer la noticia que recibimos? ¿y sobre quién se ha manifestado el brazo de Jehová? Subirá cual renuevo delante de él, y como raíz de tierra seca; no hay parecer en él, ni hermosura; le veremos, mas sin atractivo para que le deseemos. Despreciado y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en quebranto; y como que escondimos de él el rostro, fue menospreciado, y no lo estimamos. Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido. Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre él; y por su llaga fuimos nosotros curados. Todos nosotros nos descarriamos como ovejas, cada cual se apartó por su camino; mas Jehová cargó en él el pecado de todos nosotros. Angustiado él, y afligido, no abrió su boca; como cordero fue llevado al matadero; y como oveja delante de sus trasquiladores, enmudeció, y no abrió su boca. Por la cárcel y por juicio fue quitado; y su generación ¿quién la contará? Porque cortado fue de la tierra de los vivientes; por la rebelión de mi pueblo fue herido. Y se dispuso con los impíos su sepultura, mas con los ricos fue en su muerte; porque nunca hizo maldad, ni hubo engaño en su boca."



Con estas ultimas palabras el profeta hace un llamado a la conciencia de aquellos que van a rechazar a su Salvador, y les dice a ellos: "Ustedes con desprecio le dan la espalda al humillado y sufrido Jesús, pero recuerden que por culpa de ustedes pecadores, Él sufre amargamente. Fijen su mirada en la belleza espiritual de Él y entonces puede ser, que Ustedes podrán entender que El vino a Ustedes de un mundo celestial.

Pero humillándose voluntariamente por nuestra salvación, Nuestro Señor Jesucristo, sin embargo, gradualmente abría el misterio de Su unidad con Dios Padre a aquellos que fueron capaces de elevarse sobre las ideas ordinarias de la multitud. Así, por ejemplo, Él decía a los judíos: "Yo y el Padre uno somos," "El que me ve a mí, ha visto al Padre"... El Padre permanece en mí y yo en el Padre." "Todo lo mío es Tuyo (del Padre) y lo Tuyo es mío." "Nosotros (Padre e Hijo) vendremos y moraremos con él" (Jn. 10:30, 14:10-23, 17:10). Estas y otras expresiones similares sin duda demuestran su naturaleza divina.

Además de eso, nuestro Señor Jesucristo, gradualmente descubría sus virtudes, que podía poseer solamente Dios. Así, por ejemplo, El se llamaba a sí mismo Creador, cuando dijo: "Mi Padre siempre ha trabajado y Yo también trabajo" (Jn. 5:17). Es de destacar que los judíos al escuchar estas palabras, las entendían perfectamente bien y querían apedrear a Jesús por blasfemia "Por que El no sólo quebrantó el día de reposo, el sábado, sino que llamó su Padre Dios, haciéndose a sí mismo igual a Dios" (Jn. 5:17-18). Al no desmentir su manera de entender, el Señor con esto confirmaba que ellos le habían entendido bien.

En otras pláticas Nuestro Señor Jesucristo se llamó a sí mismo Eterno. Por ejemplo cuando los judíos le preguntaron: "¿Quién eres Tú?" y Jesús contesto: "Yo soy el que desde el principio os he dicho" (Jn. 8:25) y un poco después agregó: "Les aseguro que Yo existo desde antes que existiera Abraham" (Jn. 8:56). Aquí, conviene prestar atención al hecho de que Jesús no dijo "Yo estuve" como era gramaticalmente correcto según el contexto de la oración, sino que usó el tiempo presente: "Yo existo," o más exactamente "Yo soy." El profundo sentido de esta palabra se explica en la lengua hebrea original. Cuando Moisés preguntó a Dios cual era su nombre, cuando estaba frente a la zarza que no se consumía, Dios le contesto: "Yo soy el que soy, y dirás a los israelitas "Yo soy" me ha enviado" (Exodo 3:14). 0 sea el mismo nombre "Yo soy" muestra la virtud que caracteriza a Dios: Él es aquel que siempre existe. El es eterno. Al nombrarse "yo soy" Jesucristo usó el nombre con el cual los hebreos llaman a Dios. Recordemos, entre tanto que ese nombre Jehová los judíos lo respetaban tanto, que lo usaban sólo en ocasiones especialmente importantes y solemnes y en el lenguaje común usaban los nombres, Señor, Creador, Altísimo, Bendito, etc.

Después de su resurrección de entre los muertos Jesucristo confirmó su eternidad cuando dijo: "Yo soy el alfa y el omega, el principio y el fin, dice el Señor, el que es, y que era, y que ha de venir, el Todopoderoso" (Apoc. 1:8). En otros casos, Jesucristo se llamó a sí mismo omnisapiente, cuando dijo. "Así como mi Padre me conoce a mí, y yo conozco al Padre" (Jn. 10:15). Ciertamente la naturaleza divina no es comprensible para criaturas con limitaciones. Solamente Dios puede a la perfección conocer su naturaleza. Nuestro Señor Jesucristo también se llamaba a sí mismo omnipresente, cuando dijo: "Nadie ha subido al cielo, sino el que bajó del cielo, es decir el Hijo del hombre, que está en el cielo" (Jn. 3:13). "Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy en medio de ellos" (Mt. l8:20). Aquí Cristo otra vez uso la palabra "YO S0Y," mostrando que El no sólo estuvo y estará en el cielo, sino que permanece siempre allá.

Así pues como Jesucristo comparte todas sus virtudes divinas con el Padre: creación, eternidad, omnisapiencia, omnipresencia, etc., entonces El debe reconocerse igual al Padre en honor, por eso: "Para que todos honren al Hijo como honran al Padre. El que no honra al Hijo, tampoco honra al Padre que lo ha enviado" (Jn. 5:23). A una persona no persuadida de antemano todo lo que se ha dicho aquí le debe inspirar una verdad irrefutable precisamente, de que Jesucristo es Dios verdadero es igual al Padre por naturaleza.

Aun y cuando Jesucristo, evadía directamente llamarse a sí mismo Dios, para no despertar en la multitud tensiones innecesarias sin embargo él aprobaba a aquellos que eran capaces de elevarse hasta esta verdad. Así, por ejemplo, cuando Pedro en presencia de otros Apóstoles dijo: "Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente." El Señor aceptó su confesión de fe, y añadió que Pedro llegó a ese convencimiento, no sólo por observación independiente, sino gracias a una iluminación superior especial: "Bienaventurado eres Simón,, hijo de Jonás, porque no te lo reveló la carne ni la sangre, sino mi Padre que está en los cielos" (Mt. 16:16). De la misma manera, cuando el Apóstol Tomás, quien dudaba que Jesús hubiera resucitado, habiendo visto al Salvador frente a sí, exclamó: "Señor mío y Dios mío" (Jn. 20:28), Cristo no rechazó este nombramiento, sino solamente lo reprochó un poco por su incredulidad y dijo: "Porque me has visto, Tomás, creíste. Bienaventurados los que no vieron y creyeron" (Jn. 20:29).

Recordemos que la condenación a morir en la cruz para Cristo fue provocada por el reconocimiento oficial de Su Divinidad. Cuando el sumo sacerdote Caifás bajo juramente le preguntó a Cristo: "¿Eres tú el Cristo, el Hijo de Dios?" Jesús le dijo. "Tú lo has dicho" usando la forma establecida para la respuesta afirmativa (Mt. 26:63, Luc. 22:70, Jn. 19:7).

Ahora conviene aclarar otro punto muy importante relacionado con esto; ¿de donde Caifas, muchos judíos e incluso los demonios (¡!) tomaron la idea de que el Mesías va a ser Hijo de Dios? Aquí la respuesta es una: de las Sagradas Escrituras del Antiguo Testamento. Precisamente las Escrituras prepararon el terreno para esta fe. Efectivamente, el Rey David, que vivió mil años antes de que naciera Cristo, llama al Mesías Dios (véase Salmos 2, 44(45) y 110) en tres Salmos. Aún más claro nos revela esta verdad el profeta Isaias, quien vivió 700 años antes del nacimiento de Cristo. Prediciendo el misterio milagro de la Encarnación del Hijo de Dios, Isaias escribió: "La Virgen está encinta y va a tener un Hijo al que pondrán por nombre Emanuel (Is. 7:14). Emanuel significa: "Dios está con nosotros" Y un poco más adelante el Profeta revela con mayor determinación las virtudes del Hijo que habrá de nacer: "Y le darán estos nombres: Admirable en sus planes, Dios invencible, Padre eterno, Príncipe de Paz" (Is. 9:6).

No se puede nombrar de esta manera más que a Dios. E1 profeta Miqueas también escribió acerca de la eternidad del Infante que habría de nacer (Miq. 5:2). El profeta Jeremías, que vivió aproximadamente 200 años después de Isaías, llamó al Mesías "Señor" (Jerem. 23:5 y 33:16) entendiendo por Señor a aquel Señor, que lo envío a é1, y la obra misionera, y el discípulo de Jeremías, el profeta Baruj, escribió las siguientes palabras extraordinarias acerca del Mesías: "Este es nuestro Dios, y nadie se le compara a Él. El encontró todas las formas de sabiduría y la dio a su siervo Jacob, y a su amado Israel. Después de esto él se presentó en la tierra y estuvo entre la gente" (Baruj 3:36-38) es decir Dios mismo vendrá a la Tierra y va a vivir entre la gente.

Es por eso que los más sensibles entre los judíos teniendo indicaciones tan definidas en las Sagradas Escrituras, pudieron reconocer en Cristo al verdadero Hijo de Dios. (véase el artículo "El Antiguo Testamento acerca del Mesías" sobre este tema). Digno de destacar es el hecho de que todavía antes del nacimiento de Cristo la mujer piadosa Elizabeth recibió a la Virgen María que esperaba al Niño Dios con el solemne saludo: "Bendita tú eres entre todas las mujeres y bendito es el Fruto de tu Vientre: ¿Por qué se me concede esto a mí, que la Madre de mi Señor venga a mí?" (Lucas 1:42-43) Está claro que la mujer piadosa Elizabeth no podría tener otro Señor que no fuera aquél al que ella servía desde la infancia. Como explica el apóstol Lucas, Elizabeth no dijo esto ella misma, sino por inspiración del Espíritu Santo.

Habiendo asimilado firmemente la fe en la Divinidad de Cristo, los apóstoles sembraron esa fe en Él entre todos los pueblos. El evangelista Juan empieza su Evangelio, revelando la naturaleza divina de Jesucristo:

"En el principio era e Verbo,y el Verbo estaba ante Dios,y el Verbo era Dios...Todas las cosas por E1 fueron hechasy sin E1 nada de lo que ha sido hecho, fue hecho...Y aquel Verbo fue hecho carne,habito entre nosotrosy vimos su gloria,gloria como del unigénito del Padre,lleno de gracia y de verdad...A Dios nadie le vio jamás;el unigénito Hijo, que esta en el seno del Padre,El le ha dado a conocer" (Jn. 1:1-18).

El nombramiento del Hijo de Dios como Verbo o Palabra más que otros títulos revelan el Misterio de la relación recíproca entre la primera y la segunda Persona de la Santísima Trinidad: Dios Padre y Dios Hijo. Efectivamente, la idea y la palabra se diferencian entre sí en que la idea permanece en la inteligencia y la Palabra es la expresión de la idea. Sin embargo ambos son inseparables. No puede haber idea sin palabra, ni palabra sin idea. La idea es como la palabra oculta internamente. y la palabra es la expresión de la idea. La idea personificada en la palabra da a los oyentes el contenido de la idea. En este sentido la idea, siendo un principio independiente es como el padre de la palabra y la palabra es como el hijo de la idea. Antes que la idea, la palabra es imposible, y la palabra no proviene de alguna parte de afuera, sino solamente de la idea y con la idea se queda inseparable. De la misma manera el Padre, la más abarcadora y suprema Idea produjo de sus entrañas al Hijo-Verbo su primer Intérprete y Mensajero (según San Dionisio de Alejandría).

Los Apóstoles hablan con toda claridad acerca de la Divinidad de Cristo: "Sabemos que el Hijo de Dios ha venido y nos ha dado entendimiento para conocer al Dios verdadero. Vivimos unidos al que es verdadero, es decir a su Hijo Jesucristo. Él es el Dios verdadero y la vida eterna" (Jn. 5:20). "De los israelitas según la carne vino Cristo, el cual es Dios sobre todas las cosas" (Rom. 9:5). "Aguardando la esperanza bienaventurada y la manifestación gloriosa de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo" (Tito 2:130. "Si los judíos hubieran conocido la sabiduría de Dios, nunca habrían crucificado el Señor de gloria" (l Cor.2:8). "Porque en Cristo habita corporalmente toda la plenitud de la Deidad" (Col. 2:9). "Indiscutiblemente, grande es el misterio de la piedad; Dios fue manifestado en carne" (l Tim. 3:16). Acerca de que el Hijo de Dios no es una criatura sino Creador acerca de que es incomparablemente superior, que todas las cosas creadas por Él, el apóstol Pablo lo demuestra en detalle en los capítulos uno y dos de su Epístola a los Hebreos. Los ángeles son solamente espíritus auxiliares.

Es indispensable recordar que el nombramiento de Nuestro Señor Jesucristo como Dios-Theos - por sí mismo habla de la plenitud de su Divinidad: "Dios," desde el punto de vista lógico y filosófico no puede ser de segundo orden," "de categoría inferior," Dios limitado.

Las virtudes de la naturaleza divina no deben ser sometidas a condicionamientos y disminuciones. Si es "Dios," entonces lo es completamente y no parcialmente.

Solamente gracias a la Unidad de Personas en Dios se pueden reunir en una oración los nombres del Hijo y del Espíritu Santo a la par del nombre del Padre, por ejemplo: "Id y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo" (Mt. 28:19). "La gracia del Señor Jesucristo, el amor de Dios y la comunión del Espíritu Santo sean con todos vosotros" (2 Cor. 13:14). "Porque tres son los que dan testimonio en el cielo: el Padre, el Verbo y el Espíritu Santo, y estos tres son uno" (1 Jn. 5:17). Aquí el apóstol Juan subraya que estos tres son uno: un solo ser.

COMENTARIO: Es necesario diferenciar los conceptos "persona." y "esencia." El concepto "persona" significa individuo, "yo," consciencia. Las células viejas de nuestro organismo mueren, son sustituidas por otras nuevas, pero la conciencia de todo en nuestra vida relaciona con nuestro "yo." El concepto "esencia" habla de la naturaleza, natura. En Dios una esencia y tres personas. Por eso, por ejemplo, El Dios Padre y El Dios Hijo pueden conversar uno con otro, tomar una decisión conjunta, uno habla y el otro contesta. Cada Persona de la Trinidad tiene Sus virtudes individuales, por las cuales cada Persona se diferencia de otra Persona. Pero todas las Personas de la Trinidad tienen naturaleza divina.

El Hijo tiene las mismas virtudes divinas que el Padre y el Espirito Santo. La doctrina de la Trinidad entreabre a la gente la vida interna y de misterio en Dios, aunque en realidad es algo que no está al alcance de nuestro entendimiento, pero al mismo tiempo es indispensable para la verdadera fe en Cristo.

Jesucristo es una sola Persona, la Persona de Hijo de Dios. Pero tiene dos naturalezas: la naturaleza divina y la naturaleza humana. Por su esencia Divina Él es igual al Padre: eterno, todo poderoso, omnipresente, etc. Según la naturaleza humana adquirida por Él, en todo se nos parece a nosotros: Él creció, se desarrollo, sufrió, se alegraba, dudaba en algunas decisiones, etc., La naturaleza humana de Cristo incluía alma y cuerpo. La diferencia consistió en que Su naturaleza humana estaba completamente libre de la corrupción del pecado. Por el hecho de que un mismo Cristo a un mismo tiempo era Dios y a un mismo tiempo hombre, las Sagradas Escrituras hablan de El como acerca de Dios y de hombre. Incluso, más aún, a veces a Cristo siendo Dios se le atribuyen virtudes humanas (1 Cor.2:8), y a veces a El como humano se le atribuyen virtudes divinas. Aquí no hay contradicción porque estamos hablando de una misma persona.

Siguiendo con atención la clara doctrina de las Sagradas Escrituras acerca de la Divinidad de Nuestro Señor Jesucristo, los Padres del Primer Concilio Ecuménico, para terminar con distintas interpretaciones de las palabras "Hijo de Dios" y disminución de Su Dignidad Divina, resolvieron que los cristianos creemos:

"En un solo Señor Jesucristo, Hijo Unigénito de Dios nacido del Padre, antes de todos los siglos: Luz de Luz; verdadero Dios de Dios verdadero, engendrado, no hecho; consubstancial al Padre, por quien fueron hechas todas las cosas."

Los arianos, rechazaban sobre todo con mucho vigor la palabra "consubstancial," porque su significado no se puede interpretar en otro sentido distinto al ortodoxo, esto es que Jesucristo se reconoce Dios verdadero, en todo igual a Dios Padre. Por esa razón los Padres del Concilio insistieron para que esta palabra estuviera en el Credo o Símbolo de fe.

Resumiendo lo dicho anteriormente hay que decir que la fe en la Divinidad de Cristo no se puede sembrar en los corazones de la gente con versículos ni con fórmulas. Aquí hace falta fe personal, esfuerzo de voluntad personal. Como fue hace dos mil años, así sigue y seguirá hasta el fin del mundo: para muchos Jesús seguirá siendo "piedra de tropiezo y roca de hacer caer... para que sean revelados los pensamientos de muchos corazones" (1 Pedro 2:7-8; Luc. 2:35). Fue la voluntad de Dios que a través de la relación con Cristo, se descubra la voluntad de cada persona. Y lo que "Fuera escondido a los entendidos, fuera revelado a los niños."

El objetivo de este artículo no es probar que Jesús es Dios. Esto no se puede probar, como muchas otras verdades. El objeto es ayudar al cristiano a entender su propia fe y contar con argumentos para defender sus creencias.

Entonces, ¿Jesucristo es Dios o Hombre? Él es Dios-Hombre. Nuestra fe tiene que fortalecerse sobre esta creencia.




varyvar
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 1547
Fecha de inscripción : 24/11/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por mistersound el Lun Oct 31, 2011 5:14 pm

Waldemar escribió:

Dios no siempre fue Padre. ¿Esto puede estar de acuerdo con que Dios es Padre eterno? "Eterno" es contrario a "no siempre"

Por favor, bases escriturísticas claras de que no siempre Dios fue Padre.

Esas lineas se refieren a Jesucristo no a DIOS, el Padre...

Una cosa es decir que es un Padre eterno y otra muy diferente decir que eternamente a sido Padre...

Es Padre Eterno porque vivirá eternamente y eternamente será Padre, pues es el gestor del nacimiento de los nuevos cristianos, es el Padre de todos aquellos que nacen NUEVAMENTE...

Si fuera eternamente Padre, los hijos serían eternamente hijos... y nadie nacería de NUEVO.

Que Dios los bendiga.

mistersound
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 762
Fecha de inscripción : 25/10/2011
Localización : Lima - Perú

http://unicodiosverdadero.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por mistersound el Lun Oct 31, 2011 5:25 pm

@varyvar escribió:La Divinidad de Cristo


La paz sea con todos...

Trata de ser escueto en tus aportes porfavor... y básalos en las escrituras, no en tus apreciaciones solamente...

Esto es a lo que tú llamas divinidad de Jesucristo...

Hch 2:22 Varones israelitas, oíd estas palabras: Jesús nazareno, varón aprobado por Dios entre vosotros con las maravillas, prodigios y señales que Dios hizo entre vosotros por medio de él, como vosotros mismos sabéis

Hch 2:36 Sepa, pues, ciertísimamente toda la casa de Israel, que a este Jesús a quien vosotros crucificasteis, Dios le ha hecho Señor y Cristo.

Hch 10:36 Dios envió mensaje a los hijos de Israel, anunciando el evangelio de la paz por medio de Jesucristo; éste es Señor de todos.

Hch 10:38 cómo Dios ungió con el Espíritu Santo y con poder a Jesús de Nazaret, y cómo éste anduvo haciendo bienes y sanando a todos los oprimidos por el diablo, porque Dios estaba con él.

Dios habló por medio de su hijo, y es Dios, el Padre, quien hizo el universo:


Heb 1:1 Dios, habiendo hablado muchas veces y de muchas maneras en otro tiempo a los padres por los profetas,
Heb 1:2 en estos postreros días nos ha hablado por el Hijo, a quien constituyó heredero de todo, y por quien asimismo hizo el universo;

Y la más contundente de todas...

Jesucristo orando a su Padre, a DIOS, le dice:

Jua 17:3 Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado.

Y si no es sufieciente...

Pablo reacalca lo que creen los cristianos:


1Co 8:6 para nosotros, sin embargo, sólo hay un Dios, el Padre, del cual proceden todas las cosas, y nosotros somos para él; y un Señor, Jesucristo, por medio del cual son todas las cosas, y nosotros por medio de él.

No creo necesitar extenderme para esplicar esto, la escritura se basta sola...

Jua 1:12 Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios;

Que DIOS los bendiga.

mistersound
Usuario En Crecimiento
Usuario En Crecimiento

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 762
Fecha de inscripción : 25/10/2011
Localización : Lima - Perú

http://unicodiosverdadero.blogspot.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por varyvar el Lun Oct 31, 2011 5:34 pm

@mistersound escribió:
Waldemar escribió:

Dios no siempre fue Padre. ¿Esto puede estar de acuerdo con que Dios es Padre eterno? "Eterno" es contrario a "no siempre"

Por favor, bases escriturísticas claras de que no siempre Dios fue Padre.

Esas lineas se refieren a Jesucristo no a DIOS, el Padre...

Una cosa es decir que es un Padre eterno y otra muy diferente decir que eternamente a sido Padre...

Es Padre Eterno porque vivirá eternamente y eternamente será Padre, pues es el gestor del nacimiento de los nuevos cristianos, es el Padre de todos aquellos que nacen NUEVAMENTE...

Si fuera eternamente Padre, los hijos serían eternamente hijos... y nadie nacería de NUEVO.

Que Dios los bendiga.

Una cosa es ser Padre por creacion..y claro que si lo es.
Otra cosa es ser Padre por adopcion (Abba..)que es lo que dices.
Pero Dios Padre todo lo creo por su verbo eterno Juan 1

varyvar
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 1547
Fecha de inscripción : 24/11/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Invitado el Lun Oct 31, 2011 5:37 pm

@mistersound escribió:
@varyvar escribió:La Divinidad de Cristo


La paz sea con todos...

Trata de ser escueto en tus aportes porfavor... y básalos en las escrituras, no en tus apreciaciones solamente...

Esto es a lo que tú llamas divinidad de Jesucristo...

Hch 2:22 Varones israelitas, oíd estas palabras: Jesús nazareno, varón aprobado por Dios entre vosotros con las maravillas, prodigios y señales que Dios hizo entre vosotros por medio de él, como vosotros mismos sabéis

Hch 2:36 Sepa, pues, ciertísimamente toda la casa de Israel, que a este Jesús a quien vosotros crucificasteis, Dios le ha hecho Señor y Cristo.

Hch 10:36 Dios envió mensaje a los hijos de Israel, anunciando el evangelio de la paz por medio de Jesucristo; éste es Señor de todos.

Hch 10:38 cómo Dios ungió con el Espíritu Santo y con poder a Jesús de Nazaret, y cómo éste anduvo haciendo bienes y sanando a todos los oprimidos por el diablo, porque Dios estaba con él.

Dios habló por medio de su hijo, y es Dios, el Padre, quien hizo el universo:


Heb 1:1 Dios, habiendo hablado muchas veces y de muchas maneras en otro tiempo a los padres por los profetas,
Heb 1:2 en estos postreros días nos ha hablado por el Hijo, a quien constituyó heredero de todo, y por quien asimismo hizo el universo;

Y la más contundente de todas...

Jesucristo orando a su Padre, a DIOS, le dice:

Jua 17:3 Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado.

Y si no es sufieciente...

Pablo reacalca lo que creen los cristianos:


1Co 8:6 para nosotros, sin embargo, sólo hay un Dios, el Padre, del cual proceden todas las cosas, y nosotros somos para él; y un Señor, Jesucristo, por medio del cual son todas las cosas, y nosotros por medio de él.

No creo necesitar extenderme para esplicar esto, la escritura se basta sola...

Jua 1:12 Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios;

Que DIOS los bendiga.
¿Se te olvida que nosotros creemos que Jesús también es hombre? Los textos que has citado respaldan nuestra enseñanza, de que Jesús no es sólo de naturaleza divina, sino también verdadero hombre, y como hombre Su Padre es Dios. No es válido para un trinitario que se le refute la divinidad de Jesucristo con Su humanidad, porque cree tanto que Jesús es Dios como que es hombre. Para refutar la divinidad de Cristo te recomiendo que nos cites un pasaje bíblico en donde Él niegue explícitamente su divinidad.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por varyvar el Lun Oct 31, 2011 5:44 pm

Jua 10:30 Yo y el Padre uno somos.
Jua 10:31 Entonces los judíos volvieron a tomar piedras para apedrearle.
Jua 10:32 Jesús les respondió: Muchas buenas obras os he mostrado de mi Padre; ¿por cuál de ellas me apedreáis?
Jua 10:33 Le respondieron los judíos, diciendo: Por buena obra no te apedreamos, sino por la blasfemia; porque tú, siendo hombre, te haces Dios.
Jua 10:34 Jesús les respondió: ¿No está escrito en vuestra ley: Yo dije, dioses sois?
Jua 10:35 Si llamó dioses a aquellos a quienes vino la palabra de Dios (y la Escritura no puede ser quebrantada),
Jua 10:36 ¿al que el Padre santificó y envió al mundo, vosotros decís: Tú blasfemas, porque dije: Hijo de Dios soy?
Jua 10:37 Si no hago las obras de mi Padre, no me creáis.
Jua 10:38 Mas si las hago, aunque no me creáis a mí, creed a las obras, para que conozcáis y creáis que el Padre está en mí, y yo en el Padre.

Es tan claro para cualquier estudio basico de fé en la Persona de Jesucristo

varyvar
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 1547
Fecha de inscripción : 24/11/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Jorge Adolfo el Sáb Nov 05, 2011 9:18 pm

Claro, lo que pasa es que Jesucristo es Unigénito Dios, como enseña el apóstol Juan en el capítulo 1 de su evangelio.

Jorge Adolfo
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 2423
Fecha de inscripción : 11/08/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Invitado el Dom Nov 06, 2011 1:19 am

@Jorge Adolfo escribió:Claro, lo que pasa es que Jesucristo es Unigénito Dios, como enseña el apóstol Juan en el capítulo 1 de su evangelio.
¿Qué significa para ti esa expresión: Unigénito Dios?

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Invitado el Dom Nov 06, 2011 3:17 am


¿Por qué torcer lo que leen?



Cara loca
La biblia en NINGUNA parte dice "unigénito Dios". Eso es IMPOSIBLE; lo que dice es: "Hijo unigénito".

No tuerzan LA VERDAD, porque entienden todavía MENOS.


MiguEl, Guerrero de la LUZ
Enviado por Misericordia.


Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Jorge Adolfo el Dom Nov 06, 2011 7:16 pm

Literalmente en el griego dice: Unigénito Dios.

Jorge Adolfo
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 2423
Fecha de inscripción : 11/08/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Invitado el Mar Nov 08, 2011 6:03 pm

@Jorge Adolfo escribió:Literalmente en el griego dice: Unigénito Dios.
Literalmente en griego dice:

"θεον ουδεις εωρακεν πωποτε ο μονογενης υιος ο ων εις τον κολπον του πατρος εκεινος εξηγησατο"

Lo señalado en negritas significa HIJO UNIGÉNITO.

Otros manuscritos escriben:

θθεὸν οὐδεὶς ἑώρακεν πώποτε: μονογενὴς θεὸς ὁ ὢν εἰς τὸν κόλπον τοῦ πατρὸς ἐκεῖνος ἐξηγήσατο.

Y aquí significa DIOS UNIGÉNITO. En la palabra Unigénito viene implícito el término Hijo. O sea, que se está refiriendo al Hijo Unigénito de Dios pero a la vez dice que este Hijo es Dios mismo.


Última edición por Waldemar el Mar Nov 08, 2011 6:10 pm, editado 1 vez

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Jorge Adolfo el Mar Nov 08, 2011 6:10 pm

Literalmente, dice UNIGENITO DIOS, fijate en la traducción Nacar Colunga y en la Nueva Versión Internacional.

Jorge Adolfo
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 2423
Fecha de inscripción : 11/08/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Jorge Adolfo el Mar Nov 08, 2011 6:11 pm

Además, Hijo Unigénito también significa Dios Unigénito porque al ser Hijo de Dios, es Dios por naturaleza, porque Dios solo puede engendrar Dios.

Jorge Adolfo
Miembro Excelente
Miembro Excelente

BARRA DE FE :
100 / 100100 / 100

Mensajes : 2423
Fecha de inscripción : 11/08/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: La doctrina de los apostoles entendida en los primeros siglos

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 12:57 pm


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 25 de 27. Precedente  1 ... 14 ... 24, 25, 26, 27  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.